Durango no adoptará Ley de Desaparecidos

El dirigente del PRI en Gómez Palacio, Juan Avalos Mendez, desechó que se pueda instaurar la nueva legislación coahuilense, ya que afirma, atenta contra los intereses de los empresarios.
Durango no adoptará Ley de Desaparecidos
Avalos Mendez sostuvo que dicha ley es a todas luces atentatoria contra los intereses de los empresarios, al obligarlos a cubrir los salarios, impuestos y prestaciones médicas de un empleado inexistente. (Facebook)

Gómez Palacio, Durango

El dirigente del PRI en Gómez Palacio, Juan Avalos Mendez, desechó que Durango pueda adoptar la nueva Ley de Protección a Desaparecidos y Declaración de Ausencia que entró en vigor en Coahuila debido a que atenta contra la economía de las empresas e inhibe la inversión.

El diputado local por Gómez Palacio y presidente de la Comisión de Turismo del poder legislativo, sostuvo que dicha ley es a todas luces atentatoria contra los intereses de los empresarios, al obligarlos a cubrir los salarios, impuestos y prestaciones médicas de un empleado inexistente.

"Imputárselo directamente a una fuente de trabajo es algo que no se puede hacer a la ligera", afirmó.

"Yo creo que hay que hacer una evaluación financiera, pues ya los empresarios tienen de por sí una carga financiera considerable con los empleos, con el pago del seguro social, el Infonavit y demás impuestos, más con la reforma fiscal que se acaba de aprobar este año", dijo.

El legislador y también empresario consideró que habrá que evaluar esta propuesta que hoy se vuelve ley en la parte del Estado de Coahuila y que Durango de entrada la rechazaría, porque atenta contra los intereses de las empresas, sin omitir el compromiso social del Estado con los familiares o víctimas de este fenómeno que se acrecentó ante la ola de violencia entre los cárteles de la droga.

Manifestó que en todo caso habría que adecuar las leyes de algunas otras instancias ya existentes, como el Seguro Social y que entre las primas que se cubren por parte de las empresas se incluya un apartado para este tipo de casos o incidentes que puedan darse en un trabajador, pero no endosar toda la carga a la figura del patrón.

"Creo que imputárselo directamente a una fuente de trabajo es algo que no se puede hacer a la ligera, habrá que hacer un análisis previo", afirmó.

Subrayó que se deben buscar otros mecanismos de tipo legal sobre los que se construya un respaldo a la familia de los desaparecidos, dado que al no haber muerto, se envuelven en un mar de burocracia donde existen respuestas tajantes, comenzando en que no se puede reclamar un seguro de vida, no se puede disponer del dinero que hay en una cuenta de banco, como tampoco disponer de los bienes que haya hecho en vida esta persona.