Legalización de mariguana, un tema de análisis profundo

José Antonio Fernández Hurtado, arzobispo de Durango, emitió su opinión acerca del amparo sobre el uso de la cannabis y aseguró que se deben tomar en cuenta todas las secciones de la sociedad.
José Antonio Fernández Hurtado, Arzobispo de Durango.
José Antonio Fernández Hurtado, Arzobispo de Durango. (Gilberto Lastra)

Durango, Durango

La sociedad actual es plural y por eso se debe seguir en el debate de la legalización de la mariguana, dijo el arzobispo de Durango, José Antonio Fernández Hurtado, aunque no lo consideró como positivo. "De principio no hay acuerdo".

Comentó que el tema se requiere abordar en toda su dimensión, es decir, que se pongan en la mesa todos los elementos que hay para reflexionar.

Dio a conocer que es un tema relevante en el que no se debe descartar ningún punto de vista, gubernamental, social o religioso.

"Se necesita un análisis profundo para conocer todo el tema. De principio no se tiene la herramienta ni los elementos".

"Pero uno dice, sí está el tema, que se analice en todas sus aristas. No solo es decir que se pueda usar la mariguana, sino qué consecuencias tiene para una familia o si un padre le puede recomendar a un hijo que use. Es un tema amplia que necesita análisis para que haya objetividad".

Por su parte, el presidente del Tribunal Superior de Justicia, Apolonio Betancourt Ruiz, aseguró que luego que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), fallara a favor de 4 amparos para el uso lúdico de la cannabis, sostuvo que:

"En primer término el amparo que se promueve es para las 4 personas que lo interpusieron, para que el uso lúdico de la sustancia les permita sembrar, cosechar y procesar la mariguana a uso individual".

Indicó que no es una autorización generalizada, es únicamente para las personas que promovieron el amparo.

"En Durango y en cualquier parte del país se puede presentar (el amparo), y los que no se conceden por alguna circunstancia, se interrumpe el proceso, que los que lo comenzaron quisieran que se siguiera".

"Si hay 4 amparos que se conceden en la misma circunstancia, se genera jurisprudencia y se convierte en un criterio obligatorio para que se sigan concediendo los amparos y los jueces de distrito los deben acatar".