Junta de Supervisores de San Diego apoya a Sea World

Consideran que prohibir espectáculos con orcas impactaría al turismo y economía de la región
Los niños pequeños observan orca en el parque temático SeaWorld, en San Diego, California.
(Reuters)

San Diego

La Junta de Supervisores del Condado de San Diego emitió su postura en contra de la iniciativa de ley que busca prohibir los espectáculos con orcas en el parque acuático de Sea World.

En audiencia pública, supervisores destacaron que dicha medida afectaría al turismo de la región, ya que el parque temático atrae a millones de visitantes cada año, convirtiéndose en un motor económico para San Diego.

El supervisor Ron Roberts solicitó que el Condado emita una postura de rechazo ante una iniciativa que afectaría 4 mil 500 empleos locales, además de ingresos generados por más de 4 millones de turistas al año.

"Sería un impacto devastador para nuestro turismo y nuestros centros de primer nivel para conservación de especies marinas, aunque entiendo las emociones detrás de esta propuesta de ley, las emociones son una forma muy pobre de hacer política", dijo.

El único voto en contra fue del demócrata Dave Roberts, quien solicitó que se haga un estudio científico antes de tomar una postura.

"Yo como todos en esta junta apoyo a Sea World, pero no quiero involucrarme en un debate donde no tenemos las respuestas a estas preguntas, así que voy a tener que votar en contra de este punto en la agenda", expuso.

El asambleísta de California, Richard Bloom, introdujo la iniciativa AB-2140, inspirada en el documental "Blackfish", que evidencia cómo esta especie marina puede turnarse violenta y atacar a sus entrenadores por el trauma que les produce estar en cautiverio.

La propuesta de ley, que se pondría a votación hasta el próximo año, permite que Sea World mantenga las exhibiciones de orcas, aunque no podrían ser sometidas a espectáculos de entretenimiento.

Empleados del parque acuático acudieron a la audiencia para pedir apoyo a funcionarios, señalando además que Sea World cuenta con programas de rescate y conservación que ayudan a miles de especies marinas cada año.

La semana pasada, la Corte de Apelaciones negó la petición del parque para que permita nuevamente que entrenadores estén en el agua junto a las orcas durante los espectáculos.

Dicha regulación se hizo tras la muerte de una entrenadora en el parque de Orlando, Florida, quien fue atacada por una ballena frente a la multitud.