La Laguna de Durango sin realizar el primer Juicio Oral

A casi 3 meses de su implementación sólo registra 44 causas iniciadas. Tres audiencias se han realizado fuera del Palacio de Justicia en el Hospital General.
En Durango, los jueces penales se ven saturados de trabajo con hasta 20 audiencias diarias.
Sala de Juicios Orales en las instalaciones del Poder Judicial del Estado de Durango. (Milenio Digital)

Gómez Palacio, Durango

A casi tres meses de la implementación en La Laguna de Durango del Nuevo Sistema de Justicia Penal (NSJP), se ha registrado una productividad hasta el momento de 44 causas iniciadas.

Sólo dos casos han terminado a través de un mecanismo alternativo de solución de controversia, por lo que se espera en los próximos días se resuelvan los primeros juicios abreviados, en donde se deberán de terminar un aproximado de 15 a 20 causas.

De los dos casos señalados, se refieren a delitos patrimoniales como lo es el robo simple, en los cuales se les reparó el daño a las víctimas y se otorgó el perdón empleando un mecanismo alternativo de solución.

Hasta el momento, no se ha llegado a la etapa del primer Juicio Oral en el Edificio del Poder Judicial antes el Edificio Durango.

"Así como existe la posibilidad de que entre las partes involucradas lleguen a un acuerdo, en otros casos es duro y se dictan las prisiones preventivas. Lo que hace falta es una prisión para poder tener a los sentenciados”.

Lo anterior se dio a conocer por Javier Israel Santillán Negrete, sub administrador de las Salas de Control, Juicio Oral y Enjuiciamiento del Segundo y Tercer Distrito con sede en Gómez Palacio.

Aclaró que en un aproximado de dos semanas más se realizará la primera audiencia intermedia, en la cual se puede dar un procedimiento abreviado o bien irse al primer Juicio Oral.

Señaló que esto se da debido a que se tienen que cumplir los términos procesales que la misma ley indica y podría llevar un plazo de seis a ocho meses.

Por ahora, las causas más frecuentes atienden a hechos de robo en sus distintas modalidades y a delitos de violación. También se contabiliza un secuestro exprés, así como abusos deshonestos, homicidios, delitos cometidos por hombres.

La mayor parte de los casos han sido sólo audiencias iniciales que corresponden a un control, una orden de aprehensión, formulación de la imputación, vinculación a proceso y medidas cautelares.

Los agentes del Ministerio Público han presentado cuatro acusaciones, que les dan un plazo para el cierre de una investigación que atiende a cada una de las causas en particular.

De los 44 casos que se han visto en el Nuevo Sistema de Justicia Penal, sólo se ha dictado una 'No Vinculación a Proceso' y la mayoría de los imputados han tenido como medida cautelar una prisión preventiva, la cual se cumple en el Cereso No Uno de Durango capital, ya que se encuentran en la etapa de procesados y hasta que no se les dicta una sentencia, podrían ingresar al Cefereso No. 14 de Gómez Palacio.

La persona que fue puesta en libertad tras “no vincularse a proceso” su caso, quedó satisfecha con la aplicación del Nuevo Sistema, al comprobarse que no fue responsable del hecho que se le señaló y fue por la determinación de un Juez, quien al no encontrar elementos suficientes le otorgó su libertad.

Para poder llegar a la conclusión en el sistema anterior, podrían haber pasado meses.

No todas las audiencias se han llevado a cabo en el edificio del Poder Judicial, tres de ellas se realizaron en el Hospital General de Gómez Palacio, ya que por la condición de los imputados, se les necesitaba brindar atención médica.

Al registrarse una audiencia fuera de su lugar, asiste un Juez, el encargado de la Sala, un informático, además del Agente del Ministerio Público y su abogado defensor.

A decir de Israel Santillán, hasta el momento la respuesta de la población ante la aplicación del Nuevo Sistema, ha sido buena, ya que su respuesta se observa en la afluencia a las audiencias públicas que se llevan a cabo.

Sin embargo, aseguró que es necesario concientizar a la población, ya que en muchos casos se cree que el sistema es “bondadoso”.

Explicó que así como existe la posibilidad de entre las partes involucradas lleguen a un acuerdo, en otros casos es duro y por ello se dictan las prisiones preventivas.

“Lo que hace falta es una prisión para poder tener a los sentenciados”, dijo Santillán Negrete, a fin de que la población y los familiares no tengan que trasladarse a Durango capital por el costo que ello implica.

A pesar de ello, no se ha violentado en ningún caso los derechos de los presuntos responsables, ya que se han hecho videoconferencias, sin que en las audiencias falte alguna persona clave para poder llevarlas a cabo.