Juicios impiden a Zapopan resolver el destino de Villas

El Tribunal Administrativo del Estado no ha promovido acciones en seis meses. El  gobierno de la ex Villa Maicera busca revertir las suspensiones que otorgó esta instancia.
Si se destinara a servicios de salud, no habría cambios al uso de suelo.
Si se destinara a servicios de salud, no habría cambios al uso de suelo. (Milenio)

Guadalajara

Varios juicios en curso y suspensiones otorgadas por la justicia federal y del estado, impiden al gobierno municipal de Zapopan resolver el destino de la Villa Panamericana, que de acuerdo al plan parcial vigente en la zona no tendría problema en dedicarse a servicios de salud, salvo que por ahora dicho plan está impugnado.

“El municipio el día de hoy se encuentra acotado jurídicamente para actuar con toda la libertad y esto es derivado de algunos juicios y suspensiones definitivas que tenemos”, informó el alcalde Héctor Robles Peiro en conferencia de prensa, la cual convocó exclusivamente para explicar la situación de este complejo de departamentos.

El presidente municipal detalló que por una parte existe la suspensión de un juzgado federal otorgada a ejidatarios de El Colli y por otra, dos recursos promovidos ante el Tribunal Administrativo del Estado (TAE) el cual otorgó suspensiones a favor de Grupo Corey, desarrolladora del inmueble, y de vecinos del fraccionamiento Rancho Contento. Éste es el principal impedimento, dijo, para poder cumplir con la petición del gobernador Aristóteles Sandoval de destinar la Villa Panamericana a servicios de salud e investigación, o a cualquier otro fin.

Robles Peiro aclaró que para destinarse a servicios de salud no requiere cambio de uso de suelo, pues el Plan Parcial vigente en la zona El Bajío del Arenal  (ZPN9) “prevé su uso (de la Villa Panamericana) para oficinas, una clínica de acuerdo a lineamientos de Sedesol, un centro geriátrico, un hospital general, un hotel u oficinas de investigación”. Admitió, que también se prevé el uso como vivienda de baja densidad.

El juicio que promueven los ejidatarios de El Colli busca justamente anular este Plan Parcial -aprobado en septiembre de 2012-, bajo el argumento de que violenta la normatividad y exigen tomar en cuenta el ordenamiento territorial del Valle de Tesistán de 1997. “Esto dejaría a la zona de El Bajío sin ninguna posibilidad de hacer ningún tipo de desarrollo”, apuntó el primer edil. Agregó que un juzgado federal otorgó la suspensión definitiva para que en áreas de protección de acuíferos no se construya nada. Esta orden afecta un costado de la Villa Panamericana, espacio para construir la infraestructura (apertura de nuevas calles, colectores, sistema de infiltración, etcétera) que demandaría cualquier proyecto al que se quiera destinar el inmueble.

Respecto a los juicios ante el TAE, Héctor Robles adelantó que el gobierno de Zapopan presentó hace más de dos meses el recurso de caducidad de la instancia, a fin de dejar sin efecto las suspensiones que otorgó este tribunal: A Grupo Corey, que exige se hagan válidas sus licencias para dar habitabilidad a la Villa (otorgadas en 2009), y a los vecinos de Rancho Contento, que por el contrario demandan que todas las licencias sean anuladas.

Robles Peiro indicó que su gobierno pudo apelar a la caducidad de la instancia, pues hace más de seis meses que el TAE no promueve ninguna acción en el caso, lo que abre la posibilidad de dejar sin efecto las suspensiones otorgadas por las salas 4 y 6. El síndico Armando Morquecho precisó que a la fecha no se ha obtenido respuesta del TAE al recurso presentado por el municipio. El alcalde, mencionó, añadió que desde hace días, este tribunal está paralizado por problemas técnicos en el servidor.

Robles confió en la gestión del gobierno estatal en estos juicios, lo único que permitiría avanzar en las cinco semanas que restan a su gobierno, aunque reconoció, la Villa Panamericana “será uno de los grandes temas” que deberá ver la próxima Administración.