Con perseverancia se puede llegar a las estrellas

José Hernández Moreno, nacido en California e hijo de migrantes mexicanos, es astronauta de la NASA. Se encuentra en Torreón, para dictar una conferencia en el Planetarium.

Torreón, Coahuila

La perseverancia y el estudio le permitieron a José Hernández Moreno pasar de ser campesino a astronauta, dentro de una misión en la que dirigió los controles de uno de los últimos Discoverys.

A simple vista y por su manera sencilla de ser, José podría pasar desapercibido entre millones de mexicanos, sin embargo basta con saber que se trata de José Hernández Moreno, un astronauta con padres de origen mexicano. Cinco años han transcurrido desde que viajó al espacio a realizar una misión de la NASA.

Hernández Moreno pasó de ser campesino a ingeniero de vuelo en una misión que inició el 28 de agosto y concluyó el 11 de septiembre de 2009. Sus padres son originarios de la Piedad, Michoacan, y emigraron a los Estados Unidos para mejorar su calidad de vida.

Al nacer José, su sustento fue la pisca de tomate, pero el haber estudiado, lo llevó a ser Ingeniero en Electronica y Sistemas de Comunicación y tras intentar once veces pudo entrar a la NASA.

En su manera sencilla de hablar, expresa que todo sueño o meta se logra con una base solida que sólo da la familia; el estudio y la perseverancia son fundamentales para cumplir cualquier meta, como viajar al espacio.

José recuerda aún su lugar en el Discovery, hace más de cinco años y comparte como fue el despegue que lo llevó, en tan solo ocho minutos, al espacio, donde alcanzó una velocidad superior a los 25 mil kilómetros por hora.

Estudió en la Universidad del Pacífico y Posgrado en Santa Barbara, California. Señala cómo a sus diez años de una idea que tuvo, tomó la que ha sido la que ha sido una de las mejores decisiones de su vida.

José Hernández se encuentra en La Laguna, en donde ofrecerá este miércoles una conferencia en el Planetarium Torreón, para motivar en especial a los jóvenes a cumplir sus metas.

Actualmente es asesor de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, además es colaborador en empresas norteamericanas del sistema aeroespacial.

Pero tras su logro, basado en un sueño, determinó que él mismo podría ayudar a otros jóvenes a cumplir sus metas y fundó la asociación "Alcanzando las estrellas".

Compartió que su padre le confesó la clave para llegar al éxito, aquel día de verano que le dijo su inquietud de que algún día navegaría en el espacio.