Inicia Congreso el proceso para desaforar a edil de Tepehuacán

Abordarán el caso después de 16 días de que la PGJEH solicitara el juicio de procedencia.
Aunque la esposa trató de otorgar el perdón legal al alcalde estos delitos se persiguen de oficio.
Aunque la esposa trató de otorgar el perdón legal al alcalde estos delitos se persiguen de oficio. (Cortesía)

Pachuca

Diecisiete días después de la solicitud de la Procuraduría General de Justicia del Estado Hidalgo (PGJEH), el Congreso inició el proceso de juicio de procedencia para el desafuero del alcalde Hilario Mendoza Benito, quien fracturó la mandíbula a su esposa tras propinarle una golpiza.

A partir de ahora, la resolución de la Legislatura podría tardar hasta 70 días hábiles. En los próximos tres se notificará al denunciado sobre el juicio de procedencia; de ahí correrán siete días más para que el acusado emita una respuesta por escrito ante la Comisión Instructora, y 30 días para que se efectúen las diligencias pertinentes.

El presidente de la Comisión Instructora, Alejandro Lugo Guerrero, negó que hayan prolongado de manera indebida el procedimiento para el desafuero, al ser el edil emanado del partido con mayoría en la Cámara, el PRI. Consideró que el retraso para abordar el tema no afectará el proceso, el cual “no debe ser violentado”.

Desde el 6 de enero, la PGJEH solicitó el juicio de procedencia para poder actuar de manera legal por los delitos de lesiones dolosas y violencia familiar contra Mendoza Benito.

Por su parte, la presidenta de la Comisión de Equidad de Género, la perredista Imelda Cuellar Cano, quien llevó al Congreso estatal este caso y solicitó el desafuero del munícipe, reconoció que han perdido tiempo desde la solicitud de la Procuraduría hasta la convocatoria para un periodo extraordinario de sesiones en el que se pudiera discutir el asunto.

“Es muy importante el caso, prueba de ello es que hicimos el exhorto al Ministerio Público pidiéndole que agilizara los trámites. Para el poder legislativo en un asunto prioritario”, aseguró.

La legisladora comentó que aunque aparentemente la pareja se reencontró e incluso la víctima estuvo dispuesta a otorgar el perdón legal para que no siguiera el juicio de procedencia, pese a que por las lesiones sufrió la ruptura del maxilar inferior y requirió de una intervención quirúrgica, el proceso no se detendrá ya que este delito se persigue de oficio. “El ilícito está, la denuncia está y tenemos que seguir el proceso”.

Sin embargo, dijo que según su apreciación las imágenes que circularon en redes sociales del alcalde con su esposa, quien funge como presidenta del sistema DIF municipal, no son recientes.

“A mi modo de ver las cosas me parece que las fotografías no son de ahora, porque una persona, con la golpiza que le dieron a ella, las lesiones que tuvo, sin poder comer tantos días, no es posible que esté como se ve en las fotos”.

El pasado 15 de enero, “con el objetivo de sentar un severo precedente contra todas las formas de violencia hacia las mujeres, en especial cuando los agresores son autoridades”, la senadora Rosa Adriana Díaz Lizama pidió a la Comisión Permanente que se exhorte a la Cámara de Diputados de Hidalgo a retirar a la brevedad el fuero al alcalde que agredió a su esposa y le causó fractura de mandíbula.