Industria se resiste a dar empleo a mujeres obreras

Entre las vacantes que se ofertarán buscan colocar a 100 mujeres con mano de obra calificada en electricidad y soldadura.
La CTM de Altamira pugnará por el derecho laboral de la mujer en construcciones.
La CTM de Altamira pugnará por el derecho laboral de la mujer en construcciones. (Yazmín Sánchez )

Altamira

Los proyectos que se van a edificar en el 2014 dejarán por lo menos unos 3 mil empleos en los primeros meses del año, aseguró el líder de la Federación Local de la CTM, quien explicó que la mayor parte serán de mano de obra calificada, y ahí esperan  asegurar espacios para 100 mujeres que han logrado certificarse, esto pese a que las empresas del corredor se resisten a que éstas se involucren durante la edificación de sus proyectos.

El líder de la CTM, Jaime García, dijo que esperan que el proyecto de la empresa McDermott que desde el año pasado edifica dos plataformas, ocupe este año más de 600 obreros, pues su proyecto se extenderá hasta el 2015, tiempo en el que habrán contratado a unas 2 mil personas.Indicó que también esperan que comience a fluir la edificación de la nueva terminal especializada en la construcción de plataformas, donde esperan que por lo menos se puedan solicitar unos mil trabajadores, que se irán contratando de forma gradual.

Asimismo este año comenzará la edificación del Grupo Alfa, que el diciembre anunció una inversión por 300 millones de dólares para la edificación de una nueva planta en Altamira, con lo que esperan la contratación de por lo menos mil trabajadores.

El líder de la CTM aseguró que de los 5 mil obreros que han en el municipio de Altamira, apenas unos 100 estarán desocupados, y conforme vayan soltando los trabajos que realizan en este momento los irán integrando a los proyectos que se desarrollan en el puerto industrial.

Aseguró que entre las tres mil vacantes que se van a ofertar esperan colocar a 100 mujeres que son obreras y que tienen mano de obra calificada, que buscan un espacio en este momento y que ya  han trabajado en proyectos como en Posco.

Se trata de soldadoras y electricistas. “Son unas 100 mujeres que son obreras, tienen mano de obra calificada, que ya han estado en otros proyectos y buscan una oportunidad de trabajo, sólo que aquí tenemos un problema, a las empresas no les gusta mucho que las mujeres se involucren durante la construcción, sin embargo nosotros vamos a pelear porque ellas se queden, no se hacen a la idea, suponemos por qué no dan una razón específica, tal vez por la creencia de que una mujer aguanta menos el trabajo físico que un hombre”.

Indicó que hay desconfianza en la mano de obra de calificada de la mujer, sin embargo hay muchas que han mostrado que son excelentes electricistas y soldadoras, mismas que han sido contratadas para obras relacionadas con la petroquímica y que según el líder de la CTM han dado buenos resultados.