Incendios afectan 22 mil hectáreas en la entidad

El mayor número de incendios se ha concentrado en Singuilucan, Acaxochitlán, Pachuca, Santiago Tulantepec, Zacualtipán, Mineral del Monte, Tulancingo, Cuautepec y Almoloya.
Cada año, miles de hectáreas de bosque y pastizal son afectadas por el fuego.
Cada año, miles de hectáreas de bosque y pastizal son afectadas por el fuego. (Arturo González)

Pachuca/Tulancingo

Del año 2000 al 2013 se presentaron en Hidalgo 2 mil 645 incendios forestales que afectaron 22 mil 246 hectáreas de pastos y arbustos.

Anualmente se reportan incendios en los municipios de Acatlán, Acaxochitlán, Almoloya, Calnali, Cardonal, Cuautepec, Epazoyucan, Jacala, Metepec, San Agustín Metzquititlán, Metztitlán, Mineral del Monte, Mineral de la Reforma, Nicolás Flores, Omitlán, Pachuca, Santiago de Anaya, Santiago Tulantepec, Singuilucan, Tenango de Doria, Tepehuacán de Guerrero, Tianguistengo, Tlahuiltepa, Tulancingo, Villa de Tezontepec, Xochicoatlán, Zacualtipán, Zempoala y Zimapán.

Sin embargo, en los últimos 13 años, el mayor número de incendios se ha concentrado en Singuilucan, Acaxochitlán, Pachuca, Santiago Tulantepec, Zacualtipán, Mineral del Monte, Tulancingo, Cuautepec y Almoloya.

Los años con más hectáreas afectadas han sido 2013, con 5 mil 237 hectáreas; 2011, con 4 mil 76 hectáreas; 2009, con 3 mil 337 hectáreas, y 2003 con 2 mil 430 hectáreas.

En tanto, 2013 ha sido el año con más incendios presentados en los últimos 13 años con 445; le siguen 2011, con 342, y 2009 con 312 incendios.

El coordinador estatal del Programa de Incendios forestales de la Gerencia de la Comisión Nacional Forestal (Conafor) Hidalgo, Artemio López Wvalle, señaló que de la superficie total afectada en los últimos 13 años el 95 por ciento es de pastos y arbustos, “especies de fácil y recuperación”.

Agregó que el otro cinco por ciento es de arbolado adulto, principalmente pinos, “de los cuales una parte se logra recuperar porque es una especie resistente al fuego”.

López Wvalle precisó que los municipios en donde se más se presentan incendios forestales obedece a dos factores principalmente: las prácticas agropecuarias pues hay campesinos que prenden fuego a las áreas secas de sus terrenos de cultivo y se salen de control.

Además del descuido de quienes van de paseo a las zonas boscosas y no apagan debidamente las fogatas.

Agregó que todos los incendios que se presentan en la entidad son provocados por la mano del hombre.

Asimismo, mencionó que la Conafor Hidalgo cuenta con 30 brigadistas capacitados y preparados para el combate de incendios forestales.

Recordó que el 11 de diciembre del 2013 se instaló el Comité Estatal de Protección Contra Incendios Forestales en donde intervienen la Conafor, la Subsecretaría de Protección Civil y Gestión de Riesgos, la Semarnat estatal y federal, el Cuerpo de Bomberos, el Ejército, municipios, agrupaciones de silvicultores y voluntarios.

Precisó que el Comité, el cual se instaló a partir de 1999 en territorio hidalguense, está coordinado por la Subsecretaría de Protección Civil y Gestión de Riesgos, y cuenta con cerca de 550 brigadistas distribuidos en 40 grupos de trabajo.

El Comité Estatal de Protección Contra Incendios Forestales dejará de operar en junio de este año con la llegada de las lluvias.

Artemio López señaló que los meses más críticos de incendios forestales en Hidalgo serán marzo, abril y mayo.

“En estos meses tenemos las más altas temperaturas, presencia de vientos con rachas bastante fuertes y hay escasa humedad relativas en esos tres meses, esas son las condiciones de clima que favorecen enormemente la presencia de incendios forestales”, sostuvo.

Comentó que el año más complicado para Hidalgo en cuento incendios forestales fue el 2013, pues se presentaron 445 incendios afectando cinco mil 237 hectáreas.

Para concluir, confirmó que se cuenta con tres campamentos de vigilancia para incendios en el Parque Nacional del Chico, en Zacualtipán y Tulancingo.

Protección civil

La dirección de Protección Civil de Tulancingo alertó sobre el aumento de incendios en pastizales, ya que en la última semana se han presentado 10 conflagraciones, aunque hasta el momento no han sido afectadas zonas boscosas, aunque el riesgo existe ante la incidencia de los agricultores por quemar sus tierras previo a la época de siembra.

Se indicó que los reportes de incendios de pastizales suelen incrementarse en los meses de enero y febrero, lo cual preocupa toda vez que el próximo mes se espera un aumento en la temperatura, lo cual incrementa las probabilidades de incendios.

“90 por ciento de los incendios son provocados, por ello solicitamos a los habitantes abstenerse de realizar quemas a campo libre y hacer fogatas cerca de los bosques para evitar que incrementen los incendios”.

Durante el día de ayer atendió tres incendios en lotes baldíos, además de dos reportes de fuga de gas LP y se traslado al Hospital General de Tulancingo a un menor  de 13 años por quemaduras en su cuerpo.

Se pondrá énfasis en campañas informativas para evitar que en épocas de sequía se registren consecuencias más graves que afecten los bosques de la región, principalmente a agricultores.