ITCM desarrolla futuros polímeros no petroleros

La especialidad es Ciencias de Materiales, y trabajan en el área de Polímeros Biodegradables y Nano Partículas, enfocados a la industria de empaque de alimentos.
El Instituto Tecnológico de Ciudad Madero continúa apoyando a los educandos sobresalientes.
El Instituto Tecnológico de Ciudad Madero continúa apoyando a los educandos sobresalientes. (Eduardo González)

Ciudad Madero

Jesús Eduardo Ortiz del Ángel y Homero Suárez Papadenópolus estudianen el Instituto Tecnológico de Ciudad Madero el Doctorado de Ciencias de Materiales, trabajan en área de Polímeros Biodegradables y Nano Partículas, enfocados a la industria de empaques de alimentos. Cursan el tercer y sexto semestre, respectivamente.

Ambos, con apoyo del Conacyt, acudirán a la Universidad de Concordia, Montreal, Canadá; ya habían tenido una estancia en el Politechnique canadiense en Ingeniería Química, ahora será en Ingeniería Mecánica.

Estos son dos de diversos casos de éxito donde el ITCM y la Conacyt han influido para la continuidad en sus estudios y plasmar su experiencia en proyectos que beneficien a Tamaulipas y México.

Suárez Papadenópolus dijo que viajará primero, de cinco a seis meses, solo espera que llegue su visa; Ortiz del Ángel permanecerá un semestre.

"Ya hemos ido a Canadá en otra universidad haciendo estancia, nos tocó el cambio del Politechnique a Concordia. La diferencia que veo es que estuvimos en la Facultad de Ingeniería Química,y ahora vamos a la de Ingeniería Mecánica.

"Se manejan los mismos equipos, mas apenas veremos cómo funciona la nueva casa de estudios a la que acudiremos".

Reiteró que trabajarán en polímeros que no son derivados del petróleo, y están usando refuerzos en escala nanométrica para reforzar y tener una aplicación en la industria alimentaria, como empaque.

"Es un polímero derivado del azúcar, que tiene como característica principal es ser transparente, con similitud a las botellas de PET".

Ortiz del Ángel reconoció que hay diferencia entra las universidades, porque el Polytechnique maneja el idioma francés comobase, como es el caso de los estudiantes de licenciatura, mientras que en Concordia, ya para cuando presentan la tesis usan el inglés. A las instituciones las divide una montaña.

"Yo que estoy por salir del doctorado", comentó Suárez; "mi plan es hacer un post doctorado en el extranjero, y aplicar todos los conocimientos que tenga en México". "En mi caso", dijo Ortiz, "son cuatro años los que nos dan del doctorado, y es un periodo en que cualquiera de las dos situaciones,quedarse en el extranjero o regresar a México, trae benefi cios.

"Una de las cosas que me decía uncompañero que hoy ya es doctor, es que todo depende del esfuerzo del estudiante. Uno piensa que personas que vienen de Europa y llegan a Montreal logran un buen desempeño, cuando al fi nal tododepende del estudiante, de cómo se esfuerce.

"En nuestro caso, que utilizamos equipos para caracterización, para ver las propiedades de los materiales, cualquiera de las elecciones tiene sus pros y contras".

Suárez añadió que todo depende de que el estudiante "le eche ganas", ser propositivo, y entregar un resultado publicable.

"Estamos muy agradecidos con el personal del Instituto Tecnológico de Ciudad Madero y del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología, porque siempre nos han apoyadoen lo económico; sin el Conacyt no podríamos hacer estos viajes de estudios de doctorado".

"Son grandes oportunidades de salir al extranjero, y con las personas que he podido trabajar en el ITCM", concluyeron.

QUEHACER ACADÉMICO

Ana Beatriz Morales Cepeda, profesora del Instituto Tecnológico de Ciudad Madero en el Área de Posgrado, señaló que todos los estudiantes que viajarán, tanto de residencias como de Posgrado que harán estancias de maestría y doctorado, es parte de su quehacer como académicos.

"Es para romper un poco la endogamia que a veces se crea en la institución, y tenemos que darun poco más de realce para que ellos vean que pueden realizarse profesionalmente en otro instituto, en otro lugar que estén trabajando, en una empresa, que vean aplicados sus conocimientos ya en ella.

"Es parte también de la formación humana, que vean que ya no están aquí protegidos con el entorno social, sino es otro modo de vivir completamente diferente".

Puntualizó que de esta manera se informa a la comunidad que el ITCM sigue trabajando, a pesarde los problemas internos, y posicionándose a nivel internacional.

"Como egresada que soy del Instituto Tecnológico de Ciudad Madero, tuve la fortuna de salir. Estuve en Alemania en mi doctorado, y ahora poder sembrar en los alumnos que también vayan y vean su futuro, de que se quedan allá, y el Tecnológico siempre ha dado buenos resultados.

"Creo que todavía seguiremos con estos programas, con el apoyo de Conacyt y de las autoridades académicas"