Dádivas electorales subsidios a profesores

El presidente del CLIP, dijo que las utilizó el gobierno priista estatal para manipular a los maestros, quienes "deben hacer a un lado la molestia y pagar impuestos como los ciudadanos".
Los profesores deben hacer a un lado la molestia y pagar impuestos.
Los profesores deben hacer a un lado la molestia y pagar impuestos. (Alejandro Alvarez)

Torreón, Coahuila

Más que una estrategia de beneficio social, los subsidios de los que gozaban los miembros del sector magisterial en Coahuila fueron "dádivas electorales", que utilizó el gobierno priista estatal para manipular a su favor a los maestros.

Así lo aseguró Eduardo Castañeda, presidente del Consejo Lagunero de la Iniciativa Privada (CLIP), quien enfatizó que aunque ante el término de este beneficio los profesores deben hacer a un lado la molestia y pagar impuestos como lo hacen el resto de los ciudadanos en el país.

"Son clientes de las filas del PRI, los usaron y ahora les quitan el subsidio".

"Están protestando porque les están descontando el Impuesto Sobre la Renta (ISR) generado de sus percepciones, pero ahora hay inconformidad porque antes el gobierno del Estado subsidiaba ese gravamen. Son como niños a quienes se les da un dulce y si se les quita van a patalear”, detalló.

Expuso que deben entender que como toda la sociedad tienen que pagar, pues “no son una casta divina, son personas de los que menos días de trabajo cumplen al año. Creo que hay una competencia entre senadores, diputados y maestros para ver quien labora menos".

"Sabemos que son clientes de las filas del PRI y que votan por ese partido, los usaron y ahora les quitan el subsidio", añadió.

En cuanto al acuerdo emitido por el gobierno estatal para hacer menos molesto el descuento de este impuesto, opinó que “es la misma gata pero revolcada”.

“Los niños dejaron de tener clases, pero ahora los maestros dicen que les van a reponer el tiempo, cuando este no se puede almacenar en una bodega y decir aquí lo guardamos y luego lo sacamos”, concluyó.