IEE negó derecho constitucional a ciudadanos para elegir por usos y costumbres, asegura TEEP

El instituto sienta precedente para futuras elecciones

Puebla

El Instituto Electoral del Estado (IEE) negó un derecho constitucional a un grupo de ciudadanos de Chichiquila que solicitó elegir a sus autoridades por el método de usos y costumbres en el pasado proceso electoral, determinó el Tribunal Electoral del Estado (TEEP) al señalar que el organismo fue omiso al no apegarse a la Constitución General de la República.
En sesión pública, los magistrados electorales revocaron el acuerdo del Consejo General del IEE CG/AC-142/13 en el que se negó la petición a un grupo de ciudadanos encabezados por Fidencio Romero Tobón hecha el pasado 7 de junio, para aplicar el sistema de usos y costumbres en la elección del 7 de julio.
El Tribunal Electoral del Estado sentó un precedente en la entidad al ordenar al Instituto Electoral del Estado realizar una consulta ciudadana en el municipio de Chichiquila, para que en un futuro sean los propios ciudadanos quienes decidan el método electivo de sus autoridades, siempre y cuando adopten la calidad de comunidad indígena establecida en la Constitución General de la República.
En su ponencia la magistrada Claudia Rodríguez Barbosa señaló que el IEE fue omiso en negar a los ciudadanos un derecho, toda vez que no fundamentó su decisión de desechar el escrito argumentando que desde 1995 a la fecha en Chichiquila no se aplica el sistema de usos y costumbres para elegir autoridades municipales.
Rodríguez Barbosa refirió que el IEE deberá hacer uso de la Ley de Derechos Indígenas aprobada en enero de 2011 por el Congreso del Estado para determinar si es procedente que en futuras elecciones los habitantes de Chichiquila elijan a sus autoridades por usos y costumbres.
Asimismo, el Congreso del Estado tendrá que revisar la ley electoral una vez que el IEE entregue los resultados de la consulta para definir si Chichiquila elije a sus autoridades municipales a través del método de usos y costumbres, con lo se convertiría en el primer municipio de la entidad en tener este sistema.
El magistrado presidente del TEEP, Francisco Javier de Unanue y Bretón, sentenció que los resultados de la elección del pasado 7 de julio quedarán firmes pues se dejan intactos los votos emitidos por los ciudadanos en las urnas, sin embargo se podrán modificar las reglas para futuros procesos electorales de acuerdo a la voluntad popular.
"El punto medular es que no se abuse de un derecho indígena y por otro lado se respeten los derechos humanos de los indígenas. El Instituto Electoral fue omiso en realizar un procedimiento profundo de esta magnitud porque se debió estudiar de manera pormenorizada, pero no realizó un procedimiento adecuado para revisar la ley", puntualizó el magistrado presidente.