Hospital del Niño DIF, a campaña internacional

Será mostrado como caso de éxito en patrocinio de operaciones de paladar y labio hendido.
Los representantes de la organización internacional con los pequeños pacientes del Hospital del DIFH.
Los representantes de la organización internacional con los pequeños pacientes del Hospital del DIFH. (Arturo González)

Pachuca

El Hospital del Niño DIFH fue seleccionado para ser la imagen internacional de Smile Train, fundación con presencia en 80 países del mundo que se dedica al patrocinio de operaciones para corregir paladar y labio hendido.

“Smile Trian ha decidido que en su recorrido que hace en varios países, con el video que identifica a la asociación, decidieron que sea el Hospital del Niño DIFH la bandera de todo el mundo como caso de éxito. Entonces el Hospital del Niño DIFH a través de ellos y todos los países que recorren será un ejemplo de cómo se pueden hacer este tipo de alianzas”, informó el director del nosocomio, Marco Antonio Escamilla Acosta.

En la clínica de labio y paladar hendido del nosocomio pachuqueño hay 900 niños registrados; anualmente, y por medio de 15 especialistas, se realizan hasta mil cirugías, esto debido a que un paciente puede requerir más de una intervención de acuerdo a la patología que tenga.

El anuncio fue hecho durante las Journey of Smiles 2014, donde pacientes del Hospital del Niño convivieron con representantes de Smile Train, como la gerente de recaudación del organismo civil Adina Wexelberg.

La manager country de Smile Train en México, Mónica Domínguez, explicó que al año se ayuda económicamente a más de dos mil niños con este problema que se presenta en uno de cada 650 recién nacidos.

“El Hospital del Niño DIFH tiene un programa muy completo, un programa con un protocolo y una estructura bien establecida, y es uno de nuestros orgullos como socios. “Este problema a nivel mundial es uno de los que tiene más incidencia, en México la estadística dice que uno por cada 650 bebe vivo nace con ese problema, lo que es altísimo. Se han atendido alrededor de 15 mil pacientes, anualmente tenemos una cantidad de dos mil pacientes, nuestra idea es alcanzar a comunidades donde ni siquiera saben que hay este tipo de tratamientos”, señaló Domínguez.

Surgida en 1999, Smile Trine llegó a México dos años después y desde entonces tiene alianzas con más de 25 entidades federativas para apoyar programas permanentes de atención a paladar y labio hendidos, en especial en aquellas comunidades que carecen de atención especializada o recursos para un tratamiento así.

“Smile Trine se encarga de buscar doctores locales que puedan atender en sus propias comunidades. Lo que hacemos es asociarnos con hospitales y clínicas que atienden y tienen programas específicos de labio y paladar hendido en donde los doctores están aquí todo el tiempo, no son campañas, sino que dura todo el año”, añadió la representante. En el caso de Hidalgo, la organización de origen estadounidense tiene una alianza donde contribuye con 250 dólares por operación, cuando el costo de un procedimiento de este tipo alcanza en casos extremos hasta los 30 mil pesos.

Difícil padecimiento

El paladar y labio hendido es una patología que se presenta en uno de cada 650 recién nacidos, niños o niñas que sufrirán no sólo en lo físico sino en lo social una enfermedad que se origina por diversos factores, todos relacionados con la salud o entorno de la madre. “Tienen dificultades para hablar, para comer, para respirar y más adelante se desarrollan problemas sociales como el hecho de estar en una escuela y ser víctimas de bullying”, mencionó la manager country de Smile Train en México, Mónica Domínguez.

“Son muchos los factores los que influyen a esta patología, por ejemplo que la mamá tenga deficiencia de ácido fólico cuando está en la gestación, puede ser que estén expuestas a rayos x, algunos químicos, alcohol o tabaco durante el embarazo”, añadió la también médica. El tratamiento durará dependiendo el caso, dos o tres años en situaciones complicadas, pero de realizarse de manera acertada mejorará el modo de vida de los infantes. Para acceder a la atención de esta patología, las personas deben de acudir al Hospital del Niño para comenzar con el tratamiento con especialistas en pediatría.