Héroes Laguna registra a 119 asociaciones civiles

El arte de dar pasó la prueba de ser una moda y se convirtió rápidamente en una forma de vida para cientos de laguneros que ayudan a otros de alguna forma.
Médicos de la risa fue uno de los grupos que se sumaron al festival.
Son 119 entre grupos y asociaciones civiles las que integran el directorio de Héroes Laguna. (Manuel Guadarrama)

Torreón, Coahuila

Los jóvenes dan de buena gana, tienen salud, entusiasmo, sueños y la necesidad de ser parte del tiempo que les tocó vivir.

Por eso es común que sean parte de muchas iniciativas de la sociedad civil que quizá parecieran alejadas de su entorno socio cultural, pero que una vez cercanos a las necesidades de otros, se comprometen fácilmente con causas altruistas que les reúnen con otros jóvenes y les permiten intercambiar opiniones, experiencias y logros.

El directorio Héroes Laguna, editado por Lala este 2014, registra 119 grupos o asociaciones civiles encargadas de dar a los demás.

Javier Quintero, fundador de Donadores Laguna y uno de los primeros emprendedores sociales que utilizó las redes sociales en la Comarca Lagunera, habla sobre su experiencia de dar, de ser parte de cadenas de favores , de los rangos de edades y características de los donadores en la región. 

Los universitarios hacen muchas cosas todos los días, para los que están lejos de ellos pareciera que solo se dedican a ir a la escuela, hacer tareas y estudiar para sus exámenes, pero hacen lo que muchos adultos ni siquiera tienen idea.

Ubica al lector sobre la participación de los universitarios en estas tareas de carácter social.

Por su parte, seis estudiantes universitarios en La Laguna, hablas de sus experiencias, de la satisfacción que es el dar y ser parte de una sociedad solidaria que ayuda desinteresadamente a los demás.

Algunas de las tareas voluntarias en la escuela, como organizar una posada para niños de un ejido, o llevar víveres a una familia que perdió su casa en un incendio, como hacen los estudiantes de la Universidad Tecnológica de Torreón, tienen antecedentes en su pasado preparatoriano.

Organizaron un "Tiempo de Compartir" con sus ahorros y con lo que reunieron a través de actividades restauranteras, como hacen los alumnos del CECyTEC Torreón, sin pedir nada a cambio, sólo la oportunidad de sonreír, pasar un buen rato con los amigos y tomarse una foto con los niños que acuden de visita a su escuela.

Los beneficiados de estas acciones juveniles recuerdan después, que cuando estaban en quinto año de primaria fueron a un "Tiempo de Compartir" al Instituto Francés de La Laguna.

Luego de algunos meses obtuvieron una beca para estudiar ahí mismo y el niño que fue su anfitrión en aquella fiesta de Navidad, fue después su compañero de clase, ese jovencito es ahora profesor de la misma institución y ayuda a organizar los "Tiempo de Compartir".

¿Por qué hacen ese trabajo altruista sin recibir algo a cambio? ¿Qué les motiva a dar parte de su tiempo y reunir dinero, llevar y traer cosas, personas, viajar, conseguir patrocinios para acciones? ¿Qué les queda después de esas acciones?

Un pequeño grupo de universitarios hablaron sobre sus experiencias en agrupaciones estudiantiles dedicadas a llevar el bien a otros.