Hijo de Anaya sí mató a una ardilla

A través de sus redes sociales, el diputado coahuilense publicó una carta que envió al Club Campestre de Torreón, afirma que el incidente fue un accidente durante un entrenamiento de tenis.
La ardilla era un ícono del club, ya que era muy sociable y querida por la gente.
La ardilla se convirtió en un ícono del club, ya que era muy sociable y querida por la gente. (Jugadores de tenis del Campestre Torreón)

Torreón, Coahuila

Luego de que la asociación en defensa de los animales "Huellitas de Amor" diera a conocer que el hijo de Guillermo Anaya había matado a pelotazos a una ardilla, dentro de las instalaciones del Club Campestre de Torreón, la cual era muy conocida por todos los socios por socializar con los jugadores de las canchas de tenis.

El día de hoy el diputado coahuilense mediante sus cuentas en Facebook y Twitter, dio a conocer la carta que envió al consejo del Club Campestre de Torreón con fecha del 28 de julio de 2015.

"En referencia a los hechos ocurridos en el transcurso de la semana pasada, donde se vio involucrado mi hijo Diego, quiero reconocer que por ser un hecho desafortunado deja de ser trascendental. Por lo que como padres de familia tomamos cartas en el asunto en casa, primeramente escuchando la versión de nuestro hijo", dicta el primer párrafo de la carta.

Mientras que en la cuenta de Facebook, el diputado Guillermo Anaya manifestó: "Me gustaría aclarar que fue un accidente en un entrenamiento de tenis, no fue un acto premeditado ni con dolo; esto no cambia el terrible hecho que se suscitó, así mismo aceptamos la sanción que se imponga" (sic).