Grupo Salinas entra al mercado eléctrico de Jalisco

A través de subsidiaria denominada Grupo Dragón, firma convenio con el gobierno estatal para venderle electricidad eólica y solar, con promesas de ahorro de 10% y mitigación de cambio climático.

Guadalajara

La reforma energética de diciembre pasado se inauguró ayer en Jalisco, un estado que no produce petróleo y es ampliamente deficitario en producción de electricidad (apenas genera 3 por ciento de sus necesidades). Pero es el cuarto consumidor más grande del país.

Y como pasó con el club Atlas, el grupo Salinas ha abierto una nueva oportunidad de negocio en la entidad como poseedor –a través de su subsidiario, Grupo Dragón- del único parque eólico de la región, en el semidesierto de Ojuelos, en Los Altos, cerca de la frontera múltiple con Zacatecas, Aguascalientes, San Luis Potosí y Guanajuato, 150 kilómetros al este de Guadalajara.

Con la presencia de la senadora del Partido Verde Ecologistas de México, Ninfa Salinas Sada –esta vez, en calidad de empresaria- y del gobernador Aristóteles Sandoval Díaz, en el palacio de gobierno hubo un acto breve a mediodía para firmar los documentos por los cuales, formalmente el gobierno se hace socio de ese aprovechamiento en el que se invertirán hasta 1,700 millones de pesos.

Jalisco, de acuerdo a la información oficial del proyecto, tendrá dos ventajas: recibirá electricidad 10 por ciento más barata (once millones de pesos de ahorro) y dejará de emitir a la atmósfera bióxido de carbono (el principal gas que ocasiona el calentamiento global) por 30 mil toneladas anuales.

Se llama Parque Eólico Vaquerías-La Paz, donde existen 30 aerogeneradores y se pretende incrementar el número de aspas eólicas e instalar un parque fotovoltaico. “La primera etapa del proyecto contempla la generación de 154.5 Gigawatt hora (GWh) por año, en tanto que al culminar la segunda etapa en 2015 se generarán aproximadamente 324.5 GWh por año”, explicó la titular de la Secretaría de Medio Ambiente y Desarrollo Territorial, Magdalena Ruiz Mejía.

Es un convenio para la generación de electricidad y suministro para autoabastecimiento que celebraron el gobierno del estado y “Eólica Los Altos, Sociedad Anónima Promotora de Inversión, de CV”,  para que a partir de este año el gobierno obtenga “85 por ciento de su consumo de energía eléctrica [50 mil GWh por año] de este parque, el cual equivale a lo que consumen 17 mil casas a lo largo de un año; así, se estaría disminuyendo la emisión de 27 mil toneladas de dióxido de carbono al año, lo que equivale a lo que emiten 18 mil vehículos automotores en este mismo periodo”.

Jalisco sería líder en energías verdes del país, añadió la titular de la Semadet. Pero además, “si se suman los esfuerzos de cuatro municipios ya considerados en el proyecto –Puerto Vallarta, Cocula, Tlajomulco y el mismo Ojuelos-  las cifras anuales se incrementan a 66 mil Gwh, lo que equivale al consumo de 22 mil casas, y la reducción de 30 mil toneladas de dióxido de carbono equivalentes a la emisión de 20 mil vehículos en dicho periodo”. Si la totalidad de lo que genere el parque se comprara en Jalisco, son 173 mil toneladas de CO2 las que se dejarán de emitir. Los Salinas buscarán colocarlas bajo esa etiqueta “verde”.