Y Gobierno busca "borrón y cuenta nueva" en el caso

La decisión recae en el presidente del Tribunal Superior de Justicia, Gustavo Adolfo Guerrero.
La defensa legal señala que el Fideicomiso debe declararse inexistente.
La defensa legal señala que el Fideicomiso debe declararse inexistente. (Roberto Alanís)

Monterrey

Tras seis años de litigio y ya con la confesión del director honorario del Fideicomiso Zaragoza, el Gobierno Estatal solicitó al Poder Judicial un incidente de incompetencia por declinatoria, por haberse tratado este caso por la causa civil y no por la vía mercantil.

De aceptarse, todo el trabajo del despacho Díaz y Asociados y la familia Cerda López quedaría invalidado y tendrían que empezar desde cero.

La decisión está en manos del presidente del Tribunal Superior de Justicia, Gustavo Adolfo Guerrero González, toda vez que este juicio se encuentra en el Pleno del Tribunal Superior de Justicia del Estado.

Sin embargo, a criterio de la abogada María Isabel Díaz Sandoval, esta situación no es más que un intento de alargar el caso, que lleva ya seis años en litigio.

Señaló que el Gobierno Estatal ha interpuesto tres incidentes: un juicio de nulidad de emplazamiento, el que le fue caducado por desinterés; un incidente de incompetencia por territorio, que fue declarado improcedente, y ahora intentó el incidente de incompetencia por materia, que es el que está pendiente de resolver.

La abogada dice que no es posible que la defensa plantee otro incidente de incompetencia por materia debido a que por esta vía civil es la que el Gobierno Estatal se ha defendido durante los últimos seis años.

Explica que esta incompetencia debe ser improcedente tomando en consideración que la ley establece que los demandados se entienden como sometidos tácitamente cuando acuden a promover un incidente de nulidad de actuaciones y en este caso el Gobierno del Estado se sometió debido a que ya se había intentada un incidente por territorio que fue desechado, y contrademando el saneamiento y evicción.

“La ley establece que intentado un incidente de nulidad por territorio no se puede intentar por materia, es una o es otra, y el Gobierno Estatal dice en su escrito de contestación que sea una u otra no debieron admitirla y es la que nos tiene detenidos”, dijo Díaz Sandoval.

La última respuesta de la defensa de los dueños legítimos del terreno se dio el 28 de enero de 2013 y desde entonces se encuentran esperando la sentencia.

Díaz Sandoval señala que los verdaderos propietarios del 50 por ciento del predio jamás dieron su consentimiento para que se celebrara el Fideicomiso Zaragoza y por lo tanto éste debe declararse inexistente.

“Lo que se discuten y están peleando son derechos reales de propiedad y usufructo vitalicio, no se están discutiendo obligaciones derivadas de incumplimiento del Fideicomiso por otras cuestiones, se trata de que esa escritura del Fideicomiso es inexistente porque los accionantes no participaron en ello, faltó la voluntad y es inexistente”, señaló la abogada.

Mientras este incidente de incompetencia no sea resuelto, el Juzgado de Primera Instancia del Séptimo Distrito Judicial en Doctor Arroyo no puede dictar una sentencia definitiva.