Gestionan compra de terrenos bajo 'amenazas'

Habitantes de la comunidad de Rancho Abajo, lugar donde se planea instalar un Parque Industrial, mencionaron que intermediarios amenazan con expropiar la tierra en caso de que no sea vendida.
Isidro Rivera es uno de los habitantes afectados.
Isidro Rivera es uno de los habitantes afectados. (Especial)

León, Gto.

Mediante un intermediario y con "amenazas" de que se expropiarán las tierras, el Gobierno del Estado está gestionando la compra de terrenos que servirán para instalar el Parque Industrial en la comunidad de Rancho Abajo, que está a un costado de Capellanía de Loera.

Se trata de la empresa Valtierra, que es un banco de reservas territoriales ubicada en la ciudad de León y de la que según aseguraron los vecinos sólo ubican de vista a los "licenciados" que van a hacer las negociaciones. Y quienes incluso, no les han dejado claro si es una empresa privada o el Gobierno el que tiene intensiones de adquirir los terrenos.

"Ya vienen amenazándonos que si no vendemos nos van a expropiar. Ellos dicen que si no vendemos nos pueden expropiar, como que nos están obligando a vender", platicó el señor Isidro Rivera Negrete, quien tiene por vender casi siete hectáreas.

Isidro tiene hasta el día viernes para decidir si firma o no, pero tenía temor de que esta negociación fuera mentira de los "licenciados" y que luego le dijeran "yo nunca te prometí eso".

Carlos Rivera Negrete está en la misma situación, pues continúa negociando con los "licenciados" de Valtierra quienes, asegura Carlos, cada vez se muestran más 'agresivos' con sus palabras al ver su negativa de venderles.

"Nos están diciendo que teníamos que vender porque si no, nos iban a dejar encerrados el que no vendiera sus casas y ya como no les quisimos vender, les dimos largas y luego después, no dijeron que nos van a expropiar sino vendemos los terrenos de nuestras casas, nos las van a echar abajo pues, con eso andan ahorita".

"Nos vinieron a decir que si no vendíamos nos iban a expropiar y a echar para afuera, o sea que acá no nos íbamos a quedar", declaró.

Estos dos habitantes, comentan que sí quieren vender sus terrenos, pero a un precio justo, que va de los dos a tres millones de pesos, o cambiar dos hectáreas de terreno por una, acuerdo al que se niegan los "negociadores", pues dicen que "es mucho" lo que quieren.

María Elena López Hernández, desde un principio estuvo de acuerdo con vender su casa a los "licenciados" de la empresa Valtierra, sin embargo, hasta el día de hoy se dice desconfiada de que esta promesa no se pueda hacer realidad, debido a que a la fecha no ha visto nada concreto.