Donan estufas solares a personas de escasos recursos

Fundación Diversa celebró la graduación de 90 hombres y mujeres de los ejidos La Joya, La Unión, La Perla y Petronila, quienes fueron capacitados en el uso de estos aparatos.
El proyecto tuvo apoyo económico de la Secretaría de Medio Ambiente (Semarnat) con un monto de 576 mil 486 pesos.
El proyecto tuvo apoyo económico de la Secretaría de Medio Ambiente (Semarnat) con un monto de 576 mil 486 pesos. (Martín Piña)

Torreón, Coahuila

Luego de tres meses de impartir capacitaciones sobre el uso de estufas solares a 90 hombres y mujeres de los ejidos La Joya, La Unión, La Perla y Petronila, Fundación Diversa dio por concluidas las actividades con su graduación en el ejido La Perla, donde donaron estos aparatos de calefacción solar que aprendieron a manejar.

En el donativo estuvieron presentes quienes han estado apoyando a este proyecto. Por parte de Semarnat asistió el delegado Raúl Fernández, Arturo Dávila asistió en nombre de Sagarpa, el Instituto de la Mujer fue representado por Dulce Pereda, asimismo asistió la directora de Medio Ambiente de Torreón, Susana Estens.

Fundacion Diversa lleva alrededor de cinco años capacitando en distintos ámbitos a personas menos privilegiadas. Esta ocasión los talleres fueron sobre el uso de las estufas solares que diseña la misma asociación.

"Tenemos también una idea de que en los desastres naturales es difícil manejar los alimentos por la durabilidad, se echa a perder o no tiene consistencia"

El proyecto tuvo apoyo económico de la Secretaría de Medio Ambiente (Semarnat) con un monto de 576 mil 486 pesos, para promover este proyecto que lleva por nombre  "Compartiendo acciones de mitigación y adaptación al cambio climático para la equidad y la sostenibilidad", donde se promueven alternativas de energía.

"Convirtiendo la energía solar en una energía útil. Nos sirve para cocinar, para ayudar a la economía de la familia, asimismo estamos mitigando la contaminación [...]".

"La finalidad con la capacitación es que las personas sepan usar las estufas, no es dárselas y a ver qué hacen con ellas, a su vez los ya capacitados podrán enseñar a más personas", explica María Zúñiga, capacitadora en estufas y deshidratadores solares.

Además hacen capacitaciones para la utilización de deshidratadores solares. Esto ayuda a quienes tienen huertos y que después de distribuir la cosecha se quedan con excedentes. Tener y saber usar un deshidratador solar sirve para que las frutas, verduras y carnes se conserven más tiempo.

"Tenemos también una idea de que en los desastres naturales es difícil manejar los alimentos por la durabilidad, se echa a perder o no tiene consistencia. Cuando son desastres grandes se tienen que llevar toneladas de alimentos, entonces si lo llevan deshidratado, imaginense la cantidad de alimento, de proteínas y vitaminas, van a llegar a esta gente".