Frío de 2 grados retrasa el regreso a clases en Reynosa

Autoridades de Protección Civil alertan a padres de familia de cuidar a los estudiantes y no dejarlos salir hasta que se normalicen las temperaturas.
Ausentismo en instituciones educativas.
Ausentismo en instituciones educativas. (Milenio)

Reynosa

Temperaturas por debajo de los 3 grados impidieron que este 7 de enero reingresaran a los planteles escolares los más de 140 mil estudiantes de todos los niveles tras concluir el periodo vacacional decembrino.

El común denominador la mañana de este martes fue el ausentismo en la mayoría de las instituciones educativas debido a que los padres de familia decidieron no exponer a sus hijos al frío, así lo confirmó la maestra Elba Cabral Palo Alto, directora de la escuela primaria Ignacio Ramírez, quien señaló que las clases no se reanudaron porque debido a las bajas temperaturas que trajo el frente frío que azota a la región únicamente se presentaron 3 alumnos este regreso a clases.

Elba Cabral destacó que la situación está justificada aun, ya que desde el mes de diciembre recibieron el comunicado por parte de la Secretaría de Educación de Tamaulipas donde es a criterio del padre el llevar a sus hijos o no a la escuela con 5 grados de temperatura

Por su parte autoridades del Centro Regional de Desarrollo Educativo en Reynosa, informaron que de preescolar y primaria registraron un ausentismo de casi el 100 por ciento, mientras que en secundaria la inasistencia fue del 90 por ciento, pero advirtieron que pese a la falta de alumnos, el personal administrativo, docentes y directivos de cada escuela retomaron sus labores y se está analizando las condiciones en que se encontró cada plantel.

Martin Gil Escobedo Carmona, coordinador de programas señaló que hasta el medio día de este martes no se tenía registro alguno de robos o saqueos a las 700 escuelas de nivel preescolar, básico, superior y medio superior.

Mientras tanto las autoridades de Protección Civil alertan a los padres de familia de cuidar a los estudiantes y no dejarlos salir a los centros educativos hasta que las temperaturas se normalicen.