Fragmentan obras para beneficiar, dice Valencia

El regidor zapopano denunció el cobro de comisiones del 20 o 30 por ciento a empresas elegidas; el alcalde no respondió a pesar de que se le buscó.
De acuerdo a un registro, Zapopan ha asignado de manera directa el 68% de obra entre 2012 y 2014.
De acuerdo a un registro, Zapopan ha asignado de manera directa el 68% de obra entre 2012 y 2014. (Milenio)

Guadalajara

La fragmentación de obras, las invitaciones restringidas y las obras urgentes han sido los mecanismos utilizados por la Administración de Héctor Robles Peiro y la Comisión de Asignación de Obra Pública de Zapopan para beneficiar a empresas preferidas o devolver favores electorales, denunció el regidor Augusto Valencia, del Partido Movimiento Ciudadano (MC).

Luego que MILENIO JALISCO dio a conocer que en base a un registro de MC, el 68 por ciento de obra pública asignada de octubre de 2012 a noviembre de 2014 se hizo de manera directa y que sólo el 5 por ciento fueron concursadas en licitación; el regidor que integra dicha comisión explicó las “mañas” que se utilizan para beneficiar o dirigir los proyectos de obras públicas.

“Lo que hacen es fragmentar las obras, por ejemplo, una misma ciclovía la parten por etapas para poderla asignar a las empresas que ellos quieren cuando el proyecto es integral o debería ser integral, ¿no? Para una sola empresa pasa lo mismo en las calles y bajo el argumento de querer darles mayor obra a todos los contratistas que están en el padrón pues hemos visto que hay una concentración de asignaciones a un grupo de empresas y que se brincan las licitaciones”, detalló en entrevista.

Enlistó varias obras que se han realizado de esta manera: la ciclovía de Santa Margarita que se dividió en cinco tramos, la prolongación de Mariano Otero, las labores en avenida Aviación y otras obras como empedrados en colonias que se han repartido en diferentes proyectos.

Valencia insistió en que no existe un programa anual de obras públicas que esté validado por la Comisión de Asignación de Obra Pública, por tal razón, dijo, se presenta un manejo de la designación de los proyectos de construcción sin que haya una verdadera vigilancia del organismo edilicio.

Respecto a la designación de obras por emergencia, dijo que muchas de las veces no se justifica por ser obras que ya se conocen referentes al temporal y que se justifican con esa razón cuando se pueden implementar con previsión de tiempo y mediante concurso.

Mientras que en la invitación restringida nunca se muestra a los integrantes de dicha comisión los antecedentes e información de las empresas que participan en las convocatorias cerradas, por lo que presumen que “son empresas de creación reciente y que van, digamos que van ejecutando obra con la Administración que en las precampañas y campañas estuvieron apoyando para que llegaran a los cargos públicos”.

La dictaminación de las propuestas hechas por el Partido Movimiento Ciudadano y la del alcalde Héctor Robles Peiro para transparentar la designación de obra pública fueron olvidadas desde hace un año y las comisiones dictaminadoras de ambas promociones no han sido discutidas.

“En el momento en el que se ajusten las reglas para darle transparencia total a los procesos de asignación de obra pública pues no van a poder manipular el programa anual que tienen que presentar, ya no van a poder a decir ahora esta obra de acá y ahora se me ocurrió esta otra. Se les va la posibilidad de controlar una cantidad importante de recursos públicos como lo hacen ellos desde la asignación directa o las invitaciones restringidas que también son muy curiosas”, dijo Augusto Valencia.

El edil hizo partícipe de lo que considera actos de corrupción a los regidores del PRI y PAN que son parte de la Comisión de Asignación de Obra Pública y a los representantes de  la Cámara Mexicana de la Industria de Construcción, el Colegio de Arquitectos y el Colegio de Ingenieros por no decir nada ante las irregularidades.

Además también denunció que funcionarios piden comisión del 20 o 30 por ciento del costo de los proyectos a las empresas elegidas y estas no denuncian por miedo a no volver a recibir obras y resultar cómplices al momento de una investigación.

Este medio buscó a Robles Peiro para que diera su versión sobre estos señalamientos, pero no hubo respuesta alguna.