Fiscalización de casinos es clave para nueva ley

Diputados federales inician análisis para crear reglas claras que permitan mayor control del ingreso de las casas de apuestas, y el sector crezca económicamente dentro de la legalidad.
Los integrantes de la comisión legislativa especial que presentará la iniciativa de reforma al marco actual.
Los integrantes de la comisión legislativa especial que presentará la iniciativa de reforma al marco actual. (Roberto Alanís)

Monterrey

Para regular, legalizar y controlar eficientemente a la industria de casinos, diputados federales buscarán crear una nueva Ley federal de Juegos y Sorteos, que permita que la actividad crezca como cualquier otra de tipo económico.

Al realizar el primer foro de consulta ciudadana sobre el tema  en la Escuela de Graduados en Administración Pública y Política (EGAP) del Tecnológico de Monterrey, se explicó que la actual ley es obsoleta y está incompleta, lo que permite que las casas de apuestas trabajen en descontrol.

Los diputados federales José Arturo Salinas Garza, Aurora de la Luz Aguilar Rodríguez, Héctor Gutiérrez  de la Garza y Ricardo Mejía Berdeja son los integrantes de la Comisión Especial para indagar el funcionamiento de instancias relacionadas con juegos y sorteos en el Congreso de la Unión, que presentará la iniciativa después de realizar al menos otros dos foros en el centro y el sur del país.

Mejía Berdeja, presidente de la comisión, señaló que esta iniciativa busca eliminar las prácticas discrecionales y que permita que la actividad se desarrolle, dejando derrama económica en el país.

“Nosotros en la comisión no hemos satanizado a la industria, lo que queremos es que haya reglas claras, con transparencia, que no haya discrecionalidad, que no haya cochupo, que esta industria sea como cualquier otra, con un marco jurídico”, expresó Mejía Berdeja, quien es diputado por el estado de Guerrero.

“También que la autoridad pueda cumplir con sus atribuciones pero también con la apertura para que esta actividad, como cualquier otra actividad económica en el país tenga un crecimiento en el marco de la Ley”.

La actual Ley de Juegos y Sorteos fue publicada en 1947, durante el sexenio del presidente Miguel Alemán; consiste en 17 artículos y durante más de 60 años no se le han realizado modificaciones, explicó.

“Es una de las leyes más pequeñas en el País y sin embargo es una de las leyes que regulan uno de los temas controvertidos y más importantes dentro de México”, agregó el legislador panista Arturo Salinas Garza.

Con esta iniciativa, explicó Salinas, no se está buscando beneficiar a los dueños de casas de apuestas.

 “La tarea que tenemos como legisladores y que tiene el gobierno es  poner reglas claras, regular, establecer los parámetros de acción y finalmente cada uno de los mexicanos en el uso de nuestras libertades que tenemos en nuestro país decidan si quieren o no participar de estos juegos”.

Sin embargo, señaló que sí se estará buscando brindar certidumbre financiera para quienes deseen ingresar a la industria de las apuestas.

“Es urgente que podamos expedir una nueva Ley, porque es urgente que quienes deciden invertir en este segmento y este sector, puedan hacerlo con la tranquilidad de cualquier otro inversionista en cualquier otro segmento de negocios del país”.

Tanto el juego de apuestas en vivo, que incluyen las cartas, loterías, máquinas de videojuegos, máquinas tragamonedas, entre otros; como los que son vía internet deberán estar en la nueva ley, de la cual aún no se define extensión ni número de artículos.

“Se requiere una mayor fiscalización del ingreso, porque de nada me sirve tener una tasa general  si no tengo debidamente ordenado cuáles son los ingresos que se tienen”, mencionó Héctor Gutiérrez de la Garza, diputado federal por el PRI.

“Ellos están pagando impuestos en base a unos supuestos ingresos, quien valida que esos sean estos supuestos ingresos creo que es parte de los hoyos negros que tiene esta actividad”, expresó.

Se espera que la nueva ley pudiera empezar a ser votada en el Congreso federal en el siguiente  periodo de sesiones, el cual inicia en febrero.

Al foro también acudieron representantes de asociaciones civiles como Vertebra, Evolución Mexicana, de Colegios de abogados, autoridades municipales e investigadores del Instituto Tecnológico y de Estudios Superiores de Monterrey, entre otros.