Comerciantes de Feria Navideña se quejan ante CEDHJ

“No somos ambulantes, que no nos confunda”, reclaman al alcalde tapatío, Enrique Alfaro.
Alejandro Chávez López, representante de los comerciantes
Alejandro Chávez López, representante de los comerciantes (Maricarmen Rello)

Guadalajara

Decenas de comerciantes de las ferias navideñas que se instalan en el Jardín de San José (parque Reforma) y en el jardín de San Francisco, en pleno centro histórico de Guadalajara se presentaron hoy ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos de Jalisco (CEDHJ) para interponer una queja en contra del gobierno de Guadalajara por la negativa a dejarles trabajar en estos espacios.

Son 250 las familias las representadas, que se dicen afectadas pues ya deberían estar vendiendo sus artículos desde el 2 de noviembre en ambos espacios.

“Consideramos que se están violando nuestros derechos ya que después de trabajar 50 años en una dinámica… el presidente municipal (Enrique Alfaro) nos está tratando como ambulantes. No somos ambulantes, somos una feria que además está reglamentada. Tenemos nuestros permisos. Nadie de los que está aquí no tiene permiso”, indicó Alejandro Chávez López, representante de los comerciantes agremiados a la CNOP, una de las dos organizaciones sindicales con presencia en estas ferias de temporada. También llegaron los líderes cetemistas.

“Él (Alfaro) nos está confundiendo con los que vienen de fuera, que son los de Oaxaca, de Michoacán, de otros lados que… tienen la necesidad de trabajar, nada más que necesitan aceptar la reglamentación de Guadalajara. A mí me molesta mucho que el presidente confunda lo bueno con lo malo o lo incorrecto con lo correcto”, dijo Chávez.

El líder apuntó que ya tienen una inversión realizada desde principios de año y reiteró su desacuerdo con los espacios alternativos que les proponen porque están en zonas de baja afluencia, incluso de delincuencia como en el caso del parque El Refugio. Ninguno tiene las ventajas del centro, donde trabajan desde hace 53 años, en parque Reforma; y 32 en San Francisco donde.

Negó que en estos espacios haya riesgos: ni de caerse por la obras de la Línea Tres del Tren Ligero –la tuneladora todavía no llega a estos puntos, recalcó- ni de quemarse, porque tienen instalaciones eléctricas adecuadas y por la noche vigilancia privada que ellos mismos pagan y motobomba, para actuar ante cualquier incidente.

“Jamás hemos funcionado sin el apoyo de las autoridades. No somos un tianguis como dice, somos una feria”, insistió.

Tras presentar la queja, una veintena de comerciantes fueron recibidos por el segundo visitador general de la CEDHJ, César Orozco Sánchez, y por el director de Quejas , Luis Arturo Jiménez.