Con fallas, penalidad por maltrato animal

La reforma para castigar con cárcel esta conducta ordena entregar a las sociedades protectoras especies de todo tipo, incluyendo las prohibidas.
Casos de maltrato animal.
Casos de maltrato animal. (Especial )

Tampico

La penalización del maltrato animal tiene errores y deficiencias, señaló Margarita Vergara de los Ríos, impulsora de la ley en la materia. En un análisis del tema, expresó que se ha batallado mucho para establecer la legislación necesaria. De entrada, citó que la Ley de Protección a los Animales para el Estado de Tamaulipas debió también ser corregida por fallas en el apartado de sanciones.

"Un maltrato grave era sancionado de forma menor y viceversa, tuvimos que tocar puertas para que se revisara y después de cinco años nos escuchó el diputado Jorge Valdez y se hizo la modificación a los artículos 56 y 57", expresó.

Por lo que respecta a castigar con cárcel el maltrato animal, lo que se hizo fue incluir el capítulo V al Código Penal. Sin embargo, precisó que hay una disposición errónea, pues ordena entregar los animales maltratados, de todo tipo, a organizaciones civiles protectoras, pero éstas solo pueden recibir especies domésticas o silvestres en cautiverio.

"Pueden recibir perros, gatos, pero no un león, mapache, cocodrilo o tortuga marina que son animales en peligro de extinción y solo se pueden dar a una Unidad de Manejo Ambiental especializada, y no se puntualiza eso, ¿entonces qué van a hacer, a dónde los van a llevar?".

Mencionó que mientras la Ley de Protección a los Animales se enfoca a especies domésticas o silvestres en cautiverio, la reforma penal incluye todo tipo de animales "desde una gallina, hasta un cocodrilo". Destacó que si le dan un cocodrilo o una tortuga marina a una ONG, será un error.

"Tendría que modificarse el artículo 469 para que pudiera intervenir una unidad de manejo ambiental amigable, no una UMA cinegética porque ésta, le dará un tiro al animal".

Por otro lado, Margarita Vergara mencionó que las ONGs no tienen recurso suficiente para hacerse cargo de los animales maltratados y los municipios no asumen su responsabilidad de tener ni una perrera y mucho menos un refugio.

"Es necesario que los municipios asuman su responsabilidad en prevención, en difusión y en orientación a la gente para hacer las denuncias, pero no tienen ni un presupuesto asignado y argumentan que les falta un reglamento para aplicar la ley, puro pretexto".

En el caso de los carretoneros, apuntó, qué más que la misma ley de tránsito que dice que no deben andar en áreas urbanas", destacó. Emma Cantú, de Asociación ProAni, subrayó que pidieron al alcalde de Madero actuar contra los carretoneros, dándosele, incluso un padrón de los mismos, sin respuesta alguna.

"En abril dos caballos murieron desfallecidos por sobrecarga y el municipio no hace nada", lamentó. Según se precisó, cuando se pretenda poner una queja por maltrato animal se debe recurrir a los municipios y apegarse a la Ley de Protección Animal.

Si es una denuncia penal, se debe recurrir a un Ministerio Público a formular una demanda y con el apoyo de un abogado. Si el MP encuentra elementos para ejercitar acción penal, consigna el caso al juez y éste dicta sentencia, que puede ser cárcel y multa. El Código Penal también establece que la pena es conmutable por trabajo comunitario. "Las multas por maltrato deberían registrarse en el buró de crédito y sitios donde se otorgan créditos y becas para que duela", propuso Vergara de los Ríos.

Lamento que no haya voluntad oficial para disponer de un recurso e invertirlo en las asociaciones protectoras de animales.