Estudiantes claman el retorno de la paz

El presidente de la Federación de Sociedades de Alumnos del IEST, Manuel Antonio de la Rosa, dice que ya no quieren que se pierdan clases, salir a ser jóvenes y divertirse.
Alrededor de 200 alumnos se congregaron en la explanada del instituto.
Alrededor de 200 alumnos se congregaron en la explanada del instituto. (José Luis Tapia)

Altamira

Con una oración, la pinta de manos en color blanco así como globos al aire, estudiantes de diversas carreras del Instituto de Estudios Superiores de Tamaulipas (IEST) campus Tampico, pidieron por la paz de la población escolar y los tampiqueños a las autoridades y que los hechos de violencia ya no continúen, indicó Manuel Antonio de la Rosa Orozco, presidente de la Federación de Sociedades de Alumnos del IEST.

Alrededor de 200 alumnos se congregaron en la explanada de la institución educativa para llevar a cabo esta actividad al medio día de ayer, minutos antes de salir de clases; todos vestidos con camiseta blanca se unieron para rezar un Padre Nuestro al tiempo que se pintaron las manos con una mezcla de cal y cada joven plasmó sus dedos en una pared negra que quedó instalada como símbolo de unidad.

“Pedimos paz, porque regresar al año 2010 no ha sido nada bueno, porque todo el trabajo que se ha venido haciendo se derrumbó en unas semanas, la comunidad estudiantil tiene confianza en las autoridades, estamos convencidos de que Tamaulipas es un buen estado y no por unos acontecimientos que no dependen de nosotros como sociedad van a derrumbar todo”, refirió.

La comunidad estudiantil hizo un llamado para que toda la sociedad ponga su granito de arena para protegerse ante los hechos ocurridos, que no permitan que la violencia acabe con los estudios de los jóvenes que son el futuro.

“Ya no queremos que se pierdan clases, queremos salir, divertirnos, ser jóvenes normales y ese tipo de hechos no nos dejan hacer nada, es por ello que decidimos concentrarnos en la institución educativa y oramos por la paz de Tamaulipas, ya vimos en semanas anteriores que hubo una marcha por la paz, pero esto no se puede limitar a una marcha por la paz, incluso se puso una pared negra, donde pusimos mensajes en los que manifestamos que nosotros somos luz del mundo”, señalaron los jóvenes.

De la Rosa Orozco destacó que el motivo principal de la concentración fue demostrar que cómo joven se puede hacer algo de forma pacífica, sin embargo la preocupación crece al saber que continúan los hechos violentos en la zona.

“Nosotros perdonamos a los delincuentes, nuestra filosofía como alumnos del IEST es católica y nosotros pregonamos el perdón, porque todos nacemos buenos, todos tienen salvación, pero a lo mejor ellos no saben, queremos que los empresarios vean que Tampico es una ciudad segura para invertir, que vengan, que crean en nosotros”.