Estero El Salado es ejemplo de cuidado del medio ambiente

hoy en día Puerto Vallarta tiene el único estero totalmente urbano, rodeado de construcciones, lo que ha obligado a mantener una protección y vigilancia las 24 horas del día para evitar que sufra ...

Puerto Vallarta

Una de las escasas buenas decisiones que han tomado los gobernantes en Puerto Vallarta fue impulsar la declaración de área natural protegida del estero El Salado, el cual hoy es un ejemplo de que se puede cuidar el medio ambiente cuando hay voluntad y responsabilidad de hacerlo.

Así lo manifestó el prestigiado investigador Juan Luis Cifuentes Lemus, al iniciar el Tercer Congreso Mexicano de Ecosistemas de Manglar, al que asisten investigadores y estudiantes de biología de todo el país.

Recordó que durante la administración municipal de Fernando González Corona fue presidente de un consejo municipal de ecología que fue baluarte para que el estero El Salado fuera declarado como área natural protegida, además de que se lograron aplicar medidas para frenar la construcción en las faldas de las montañas.

Destacó que se hizo una gran labor en pro del medio ambiente durante ese periodo municipal porque se atendieron las recomendaciones de los especialistas del tema.

Es por eso que hoy en día Puerto Vallarta tiene el único estero totalmente urbano, rodeado de construcciones, lo que ha obligado a mantener una protección y vigilancia las 24 horas del día para evitar que sufra más daños y que, por el contrario, ya muestra signos de recuperación por la labor del equipo que encabeza el biólogo Jaime Torres. "Han hecho una labor fabulosa y actualmente tienen al estero en condiciones muy aceptables, no fácilmente".

Lamentó que en México se crean especialistas para no hacerles caso. “Vemos las últimas desgracias que le han pasado al país, caso de la contaminación de una mina en Sonora, que sucedió a raíz de que no hicieron caso a especialistas”.

Mucho tiempo atrás, el caso de Cancún, pues aunque se pidió la opinión de un grupo de especialistas -del cual formó parte- para determinar la mejor ubicación de ese desarrollo turístico, al final no se atendió y se hizo en un lugar más expuesto a los fenómenos hidrometeorológicos, lo que hoy obliga a inyectar arena para conservar atractivas las playas.

Por su parte, el presidente del Comité Nacional de Manglares, Dr. Cristian Tovilla Hernández, consideró que este tipo de eventos permite estimular a los estudiantes de biología para que tomen el mejor cauce para que en el futuro se conviertan en protectores y amantes de la naturaleza.

Exhortó al auditorio estudiantil a que en su momento pongan su granito de arena para conservar los manglares del país.

Indicó que el desarrollo urbano avanza a pasos agigantados, pero "tenemos que convencer a los tomadores de decisiones, a los políticos, que el desarrollo no está peleado con la conservación, al contrario, si conservamos tenemos la opción de tener más tiempo un recurso que en un momento dado dará beneficio a la gente".