“Lomos de Esperanza” invita a carrera 5 y 10k

Paloma Sifuentes Gómez, voluntaria del centro de equinoterapia, convoca a que participen para la recaudación de fondos en beneficio de la asociación y así seguir ayudando a niños con discapacidad.
Las inscripciones se podrán realizar en la Policlínica de Matamoros, en el Bosque Venustiano Carranza y en el Corredor de Matamoros.
Las inscripciones se podrán realizar en la Policlínica de Matamoros, en el Bosque Venustiano Carranza y en el Corredor de Matamoros. (Haide Ambriz Padilla)

Torreón, Coahuila

Paloma Sifuentes Gómez, voluntaria del centro de equinoterapia “Lomos de Esperanza” ubicados en Matamoros, Coahuila, informa que la asociación civil imparte terapias a niños de escasos recursos y están invitando a los laguneros a festejar los tres años de la asociación con una 5 y 10k para recaudar fondos. 

El costo de la inscripción es de 150 pesos, habrá premios para los tres primeros lugares tanto femenil como varonil, la carrera se realizará el próximo 15 de mayo, la salida será a las 8 de la mañana en los arcos de la entrada de Matamoros. La carrera será temática de caballos y vaqueros. 

Las inscripciones son a beneficio de la asociación y se podrán realizar en la Policlínica de Matamoros, en el Bosque Venustiano Carranza y en el Corredor de Matamoros.

“La equinoterapia es rehabilitación en sí, por medio del caballo, ya que el animal proporciona el calor que actúa en los músculos, relajándolos. Los movimientos del caballo logran engañar al cerebro del niño, ellos piensan que están caminando y así se logra estimular al cerebro”. 

Las inscripciones incluyen kit de recuperación, medalla, playera y masaje de recuperación. 

La voluntaria dijo que se atienden niños con PSI, niñas con síndrome de reed, con hiperactividad, déficit de atención, con síndrome de down, autistas, con restraso locomotor y a todas las discapacidades que no afecten a los huesos de los niños. 

Asegura Paola Sifuentes, que la mejoría en los pacientes que se someten a esta terapia son evidentes, dijo que los niños con PSI se relajan gracias al movimiento y la cadencia del caballo, el calor los estimula a que ellos se muevan por sí mismos.

Mientras que a las personas que padecen síndrome de reed, logran controlar sus movimientos involuntarios, los niños con hiperactividad aprenden que hay límites y se deben acatar órdenes. 

La evolución de los pacientes va de acuerdo con la constancia de los pacientes que acudan a la equinoterapia, los caballos que prestan sus servicios a la asociación son de voluntarios, la carrera tiene como objetivo recaudar fondos para la manutención de los caballos que prestan el servicio.