Entrega de aguinaldo lo concluirán en enero

Aplica para 15% de las empresas afiliadas a la Unidem. Medianas y pequeñas enfrentan crisis económica: Francisco Cuevas
Pocas fueron las que no pudieron cumplir.
Pocas fueron las que no pudieron cumplir. (Archivo)

Ecatepec

Al menos 15 por ciento de las empresas agremiadas a la Unión Industrial del Estado de México (Unidem) que son como 45, por falta de liquidez terminarán de pagar la prestación del aguinaldo a sus empleados el próximo mes, informó Francisco Cuevas Dobarganes, vocero de esta asociación.

En entrevista con este diario, reconoció que los dueños de medianas y pequeñas empresas tuvieron problemas para cumplir con esta obligación porque atraviesan por una crisis fuerte, y aclaró que los giros que están en malas condiciones son los que se dedican a la venta de muebles y regalos.

Especificó que en estos casos hicieron sus ventas durante este mes, pero el dinero se los pagarán entre el 10 y 20 de enero del próximo año, por lo que será hasta entonces cuando puedan cubrir la prestación del aguinaldo.

En los peores casos, que son los menos, se trata de dos: una grande y otra pequeña industrias dedicadas a la fabricación de materiales para la construcción y venta de muebles para equipamiento de casas nuevas. Comentó que éstas no podrán pagar la prestación.

Explicó que esta problemática que han tenido sus socios es debido a que los grandes consorcios desarrolladores de casas-habitación, como Geo, Urbi, Homex, que cotizan en la bolsa, son las que deben fuertes cantidades a las agremiadas a Unidem.

En el caso de las grandes empresas afiliadas a Unidem, que son las que emplean a más de mil trabajadores, Cuevas Dobarganes puntualizó que todas cumplieron en tiempo y forma con el pago de aguinaldo, el cual se hizo en dos exhibiciones durante este mes.

Recordó que la recomendación a sus agremiados fue dividir el pago de aguinaldo en dos partes para evitar los levantones de que han sido víctimas desde el año pasado varios trabajadores a los que los delincuentes mantenían privados de la libertad varios días, para poder vaciar sus tarjetas de débito.