Enfrentan deudas siete mil obreros de la CTM

Dorely Meza, líder del sindicato dice que son a instituciones bancarias, comerciales y de vivienda donde hay atraso.
Las deudas mantienen a los obreros en la incertidumbre con sus salarios.
Las deudas mantienen a los obreros en la incertidumbre con sus salarios. (Yazmín Sánchez)

Tampico

El 70 por ciento de los 10 mil obreros afiliados a la CTM de Tampico enfrentan deudas ante instituciones bancarias, de vivienda y comerciales, los cuales pueden enfrentar el embargo de sus salarios, luego de que la Suprema Corte de Justicia aprobara que un juez puede ordenar el embargo de la nómina de un trabajador deudor, por lo que la CTM busca obtener apoyos para reestructurar las deudas.

Dorely Meza, líder de la CTM, explicó que el aval que dio la Suprema Corte de Justicia para embargar los salarios de los trabajadores deudores, puede poner en serios aprietos a los obreros de Tampico, pues 7 mil de los 10 mil que existen, tienen retrasos en el pago de los créditos que han contraído.

Son pricipalmente a bancos, casas de empeño, tiendas departamentales y el Infonavit donde se concentran las deudas de obreros.Dio a conocer que el problema es que de los 10 mil obreros el 50 por ciento han podido sostener un trabajo constante, sin embargo el resto forman parte de la industria de la construcción, que ha tenido una fuerte contracción en los últimos cinco años, por lo que de forma constante se quedan sin empleo y eso provoca que la deuda siga creciendo.

“De los 10 mil un 70 por ciento está endeudado y corre el riesgo de ser embargado en su salario con esta aprobación que se hizo, pues de ellos un 50 por ciento no tienen un trabajo fijo y ello hace que no puedan pagar”. 

Tras prever que los 7 mil obreros puedan enfrentar los embargos, pues ganan más de un salario mínimo, la CTM en Tampico ha planteado la posibilidad de reestructurar los adeudos, entre las alternativas que consideran está el programa Fondo Tamaulipas, donde la tasa de interés a pagar es muy baja, y si se accede al recurso podrían salvarse del embargo.

Por mayoría de votos, a propuesta del ministro Fernando Franco, la Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia, en marzo, determinó que los jueces pueden ordenar el embargo del excedente del salario mínimo de un trabajador para garantizar el pago de las deudas que tenga pendientes en materia civil o mercantil. 

El embargo procede por el 30 por ciento del excedente del salario mínimo del trabajador, por ejemplo, si un empleado gana 10 mil pesos mensuales, le pueden embargar el 30 por ciento del excedente de su salario mínimo,  porcentaje que equivale a 2 mil 386 pesos.

Los ministros aclararon que en los casos de pensión alimenticia se podrá embargar el 100 por ciento del excedente del salario mínimo del trabajador.

Explicaron que en los juicios familiares se permite embargar la totalidad del excedente del salario mínimo porque la pensión alimenticia busca cubrir las necesidades básicas de los beneficiarios de la pensión, principalmente menores de edad.

Los juicios mercantiles y civiles tienen que ver con incumplimiento en el pago de letras de cambio, pagares, créditos bancarios o rentas entre otros.

La CTM no ha sido el único sindicato en Tamaulipas que ha tenido que reestructurar las deudas de sus agremiados, pues apenas en abril el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación tuvo que refinanciar la mora que tenían 500 profesores con instituciones crediticias, dio a conocer el líder de la sección 30, Rafael Méndez Salas-El líder dijo que de entrada solo se tienen inscritos a 500 catedráticos que necesitan recursos para saldar sus deudas, pero esperan en el transcurso de los días, se acerquen más profesores al sindicato.

En Tamaulipas, se tiene el registro de 20 mil profesores endeudados con Sofoles o Sofomes, mas no todos podrán ingresar al Programa de Refinanciamiento para los Trabajadores de la Educación vía descuento de nómina, a través de Bansefi, expresó el subsecretario de Administración de la Secretaría de educación en Tamaulipas (SET).

En ese sentido, dijo Jorge Herrera Espinoza, se está trabajando en el listado de los profesores que contrajeron deudas con algunas empresas crediticias, para iniciar su rescate.

“Estamos hablando de un universo de 20 mil profesores y no sabemos cuáles puedan ser susceptibles de refinanciarse, porque el convenio señala que tiene que ser Sofom, Sociedades de Fomento de objeto Múltiple, las que son susceptibles de refinanciarse, Sofom y Sofol, los dos”.