Empresas no ven beneficios en reforma laboral

La encuesta Tendencias laborales en México arroja que entre los ajustes fiscales y los distintos impactos, el optimismo del sector privado respecto a la economía se ha reducido de forma significativa.
Compañías encuestadas consideran que su plantilla se reducirá durante el año.
Compañías encuestadas consideran que su plantilla se reducirá durante el año. (Especial)

Monterrey

A más de un año de haber entrado en vigor la reforma laboral, un 48 por ciento de las empresas del país considera que no ha producido cambios en la competitividad del mercado laboral, según dijo Gustavo Tavares, director del área de productos y servicios de la oficina de México de Hay Group, empresa global de consultoría gerencial y directiva.

El directivo considera que las empresas aún no han terminado de asimilar los cambios que plantea la reforma laboral, y menos cuando en este año entró en vigor la reforma fiscal, la cual ha implicado una modificación de las reglas de operación en la administración de personal y gestión de la misma.

El especialista aseguró que es prematuro hablar de beneficios o no beneficios de la reforma laboral, porque las empresas aún no terminan de evaluar el impacto de los nuevos impuestos.

“Fueron demasiados cambios en tan poco tiempo, el reacomodo todavía no termina”, indicó.

El experto mencionó que no hay una tendencia clara sobre el impacto de la reforma laboral, dado que cada sector y cada empresa son afectados de diferente manera.

Para este año, las perspectivas en el campo laboral arrojan una caída en el optimismo de las empresas, ya que en 2013 un 76 por ciento de las empresas consideraban que sería un mejor año, respecto al 2012, y ahora sólo 41 por ciento mantiene su optimismo respecto a 2014.

La consultoría aplica año con año la encuesta Tendencias laborales en México, en ella, se señala que las empresas con una tendencia pesimista pasaron del 1 por ciento al 20 por ciento.

En tanto, el 34 por ciento de las empresas esperan un crecimiento en 2014 de entre 3 y 6 por ciento, en línea con el rango estimado de crecimiento del PIB para México, estimado en 3.4 por ciento.

La industria manufacturera, dijo Tavares, está siendo más cautelosa, a diferencia del sector financiero que componen las afores y bancos, segmento que se coloca como uno de los que crecerá en este año hasta dos dígitos en la creación de empleo.

El directivo mencionó que 18 por ciento de las empresas encuestadas considera que su plantilla se reducirá durante el año, y para estas empresas los ajustes salariales proyectados para el año no van a superar el 4 por ciento.

Por su parte, 30 por ciento reporta que tendrán aumento en su headcount, sin embargo, estas mismas admiten pasar por diversos problemas para atraer talento, debido a la alta competitividad del mercado mexicano por posiciones de niveles gerencial y directivo, así como en carreras de ventas, técnicas, marketing y operaciones.

Tavares indicó que algunos de los problemas más representativos radican en la baja perspectiva de los empleados en relación a los estímulos que reciben de sus líderes para la búsqueda para la innovación; 47 por ciento de los empleados no tienen confianza de que pueden alcanzar sus objetivos de carrera con sus patrones actuales.

Otros 44 por ciento estarían buscando mayores oportunidades para el aprendizaje y desarrollo.

“Otros puntos también mencionados por los empleados como preocupantes, incluyen la necesidad de mejoría en los procesos de comunicación dentro de la organización, además de la baja confianza que ellos tiene en los directivos de su organización”.

Gustavo Tavares, comentó que 68 por ciento de las empresas consultadas prevé que la atracción de talento presentará mayores retos en este año, en comparación a las perspectivas manifestadas en 2013, donde sólo 25 por ciento de las empresas mencionaron tener dificultades en este rubro y dijo que prácticamente la primera mitad de este año se verá un mercado en reacomodo.

Claves

La perspectiva

- Para los expertos todavía no hay una tendencia clara sobre el impacto de la reforma laboral, dado que cada sector y cada empresa son afectados de diferente manera.

- Estudios demostraron que las empresas con una tendencia pesimista pasaron del 1 por ciento al 20 por ciento.

- La industria manufacturera, está siendo más cautelosa, a diferencia del sector financiero que componen las Afores y bancos, señalan especialistas.