Emprenden rumbo a sociedad informática

Una conexión gratuita permite el acceso a información actualizada, sin embargo, en México han desarrollado poco los servicios en línea.
Los usuarios de la red gratuita se concentran en las plazas.
Los usuarios de la red gratuita se concentran en las plazas. (Chema Martínez)

Guadalajara

El hecho de que los gobiernos ofrezcan, a la población en general, acceso a una conexión gratuita a Internet en sitios públicos, encaminará de manera más fácil al bien conocido desarrollo hacia una sociedad del conocimiento y a la sociedad de la información, “pues es importante tener acceso a información actualizada y permanente”, opinó el maestro Francisco Javier Cortázar, del departamento de Estudios Socio Urbanos del Centro Universitario de Ciencias Sociales y Humanidades de la Universidad de Guadalajara, UdeG.

Explicó que, sin embargo, el desarrollo del Internet en México ha estado en manos de empresas privadas, desde que se privatizó la compañía Teléfonos de México y empezaron las primeras conexiones a la web, “Internet en México siempre ha sido una responsabilidad del mercado. Por lo tanto, el ciudadano tiene servicio de Internet mientras paga, pero no se han desarrollado políticas públicas ni políticas de comunicación colectiva o social para que el desarrollo  de Internet sea paralelo al mercado o quede fuera”.

Dijo que un problema que ha existido con el desarrollo de Internet de acceso público es que los gobiernos municipal, estatal y federal  han desarrollado muy poco la vocación de brindar servicios a través de Internet “es decir, tenemos algunas páginas web, algunos pocos trámites y servicios que se pueden realizar, pero falta una gran cantidad por desarrollar, y el ciudadano sigue acostumbrado a que no existe el Internet como un servicio público, por una parte. Por la otra, es importante desarrollar políticas acerca de los contenidos que debe tener Internet y que sean públicos, que no sólo quede en manos de compañías privadas”. Como ejemplo, dijo que sería necesario que se desarrollara la manera en que el ciudadano pueda hacer pagos y no tenga que desplazarse a dependencias de gobierno para realizar los trámites, lo cual sería muy útil porque hacer trámites, todavía, es tardado.

El experto explicó que aunque es importante extender y ofrecer cada vez más puntos de conexión gratuita en las ciudades, “también hay que pensar que no todos los espacios públicos deben tener Internet, hay que decidir cuáles son los más adecuados, por eso hay que desarrollar los criterios para su implementación”. Las áreas verdes, los parques metropolitanos, donde se tiene intención de  que la gente haga deporte, días de campo, paseen a sus perros o anden en bicicleta, en esos lugares, lo más conveniente es que no haya conexión a Internet, con el fin de fomentar la actividad o la comunicación entre las personas que acuden a ese tipo de lugares de descanso.