Niegan que hospitalización de menor sea por bullying

Carlos González Moncada, director de Seguridad Escolar, dijo que el niño Iván Mauricio presenta otros problemas de salud que no tienen que ver con la pelea que tuvo con uno de sus compañeros.

Monterrey

La hospitalización de un estudiante de la escuela "José Merced Garza Hinojosa", no fue provocada por bullying, aclaró la Secretaría de Educación.

Carlos González Moncada, director de Seguridad Escolar, informó que Iván Mauricio Sandoval, de 10 años de edad, continúa hospitalizado debido a que presenta líquido en un pulmón, descartando que sea a causa de la pelea que sostuvo con uno de sus compañeros.

"En esta situación el niño sigue internado pero por una situación no propia de lo que sucedió, hemos tenido contacto con la madre de familia, estamos en la mejor disposición, está yendo por las tareas, estamos haciendo todo lo posible para que estén de la mejor manera y apoyándolos", indicó.

En días pasados, la madre de Iván Mauricio acusó a los directivos del plantel ubicado al sur de Monterrey de omisión, al conocer que su hijo había sido golpeado varias veces sin que nadie hiciera algo.

Ante esto, el funcionario estatal afirmó que los docentes actuaron de acuerdo al protocolo establecido.

"Sí hubo una pelea de niños de 10 años, se platicó con ambas partes, hicieron un acuerdo y eso quedó la parte educativa y de conducta, ahorita nos interesa la salud del niño que no fue propiamente por esa situación", explicó.

Maestros están capacitados para atender bullying

El director de Seguridad Escolar, Carlos González Moncada, aseguró que los maestros ya están capacitados para atender el Bullying, a pesar de que el plan formal para atender estos casos está siendo diseñado con la colaboración de la Procuraduría de Justicia, Seguridad Pública, DIF, Derechos Humanos y Universidades.

"Los maestros tienen que actuar de inmediato, es una instrucción que tenemos, dependiendo de la magnitud de la situación que se presente, sabemos cuáles son las medidas disciplinarias a tomar, pero en primera instancia debemos comunicar a los padres esta situación", dijo.

Recientemente MILENIO Monterrey publicó que en Nuevo León la Ley para la Prevención y Combate al Acoso Escolar ha quedado en letra muerta, pues no existen recursos para llevar a cabo las acciones que sugiere.