Diputados piden al SAT revisar cuentas de Canales

Tras la comparecencia del subprocurador Anticorrupción ante el Congreso del Estado, donde admitió recibir seis millones de dólares, se aprobó solicitar al gobernador destituir al fiscal.

Monterrey

El Congreso del Estado exigió este martes a las autoridades fiscales un informe de las declaraciones patrimoniales del subprocurador Anticorrupción, Ernesto Canales Santos.

A su vez, se aprobó solicitar al gobernador Jaime Rodríguez Calderón destituir del cargo al fiscal Anticorrupción, tras la comparecencia de Canales Santos ante el Poder Legislativo la tarde-noche del lunes.

Ambas peticiones se realizaron después de que el subprocurador Anticorrupción admitiera en la comparecencia que recibió seis millones de dólares en procesos legales en donde ahora se le involucra por fraude.

La discusión del punto de acuerdo, promovido por el diputado Héctor García, tuvo una duración de una hora 18 minutos y finalmente fue aprobado con 33 votos, cero en contra y el diputado independiente, Jorge Blanco, en abstención.

Quienes no se encontraban al momento de la votación eran integrantes de la fracción de Movimiento Ciudadano, así como de la bancada Independiente.

Héctor García García, integrante de la bancada del PRI, demandó en el punto de acuerdo promovido, destituir del cargo a Ernesto Canales hasta en tanto se concluyeran los litigios en su contra.

Se solicitó a su vez a la Contraloría del Estado, enviar al Congreso de Nuevo León información relativa a la declaración patrimonial del subprocurador especializado en combate a la corrupción del Estado y poder aclarar si pagó impuestos por los seis millones de dólares que aceptó recibir.

"La LXXIV Legislatura al Congreso del Estado de Nuevo León, le da vista a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público para que en el ámbito de sus atribuciones verifique si se realizó el pago de impuesto que corresponde a los seis millones de dólares antes mencionado o investigue en su caso la posible evasión fiscal del subprocurador especializado en combate a la corrupción del Estado, el ciudadano Ernesto Canales Santos", se mencionó en la solicitud del Congreso.

Las declaraciones derivaron de un proceso legal publicado a nivel nacional donde Paula Cusi, viuda del ex presidente de Televisa, Emilio Azcárraga, acusa a Canales Santos de haberse adueñado de seis millones de dólares de forma indebida.

En su intervención en Tribuna, García García, cuestionó la actuación del subprocurador Anticorrupción luego de que afirmara amenazas de perseguir a los legisladores “hasta el fin del mundo”. 

Calificó a Canales Santos como un pésimo servidor público y mencionó que su forma de actuar ante el Congreso sólo despertó más sospechosismo de haber estado en medio de anomalías. 

“Creo que vale la pena que el señor se retire de su cargo, al menos hasta cuando diga si son legales o no esos seis millones de dólares”, dijo.  

García García fue respaldado a las posturas de sus compañeros de bancada. 

Los coordinadores del PRI, PAN, PVEM, PT y Nueva Alianza, se sumaron al posicionamiento del legislador Héctor García. 

Tras las declaraciones del subprocurador sobre persecución y amenazas directas a diputados, Daniel Carrillo, presidente del Congreso, demandó respeto del Poder Ejecutivo al Legislativo.  

“Vimos un acto insólito en el Congreso, donde amenaza a dos compañeros de mi bancada, Héctor y Tláloc, pero no ve las implicaciones Ernesto Canales de esta amenaza, amenazó a dos amigos míos, pero amenazó al Poder Legislativo, que eso es lo más grave, amenazar a otro Poder”, expuso Marco Antonio González, coordinador de la bancada del PRI. 

Arturo Salinas, coordinador de la bancada del PAN, cuestionó desde Tribuna al subprocurador al asegurar que no es especialista en materia penal, que no le avisó al gobernador de litigios en su contra y que pone en riesgo investigaciones.

Aunque Samuel García, diputado de Movimiento Ciudadano, cuestionó que Canales no experto en materia penal y favorece a “soplones” dijo que no se sumarían a las declaraciones del resto de las bancadas.