Demandantes no conocen el proceso

La mayoría de la gente no se da cuenta de la situación, dice el litigante Daniel García.
Hasta el final del proceso se dan cuenta de las pérdidas.
Hasta el final del proceso se dan cuenta de las pérdidas. (PRICILIANO JIMÉNEZ)

Tampico

A la mayoría de las personas que llevan un proceso legal laboral en las oficinas de Conciliación y Arbitraje sus abogados les han hablado sobre el Fondo Auxiliar, pero será hasta el final del proceso cuando tengan que recibir el dinero por haber ganado el caso, cuando se den cuenta de las verdaderas afectaciones económicas, asegura el especialista Daniel García.En la Junta Local de Conciliación y Arbitraje de Tampico el vaivén de gente es una constante y como parámetro, según el Colegio de Abogados Laboralistas, diariamente arreglan sus conflictos laborales entre 20 y 40 personas.Es normal ver a algunas personas esperando a que sus abogados hagan todos los trámites, algunos otros son asesorados a larga distancia o en persona. Pero sin duda, es visible la confianza que el ciudadano, el trabajador, le tiene al profesional que lo está ayudando.Se le pregunta a la señora Carmela, quien fue despedida injustamente de su trabajo, ¿sabe usted qué es el Fondo Auxiliar?... y responde: “mande”.

Se le dice que es un cobro que se le hace a la gente que lleva un proceso legal y que es por el manejo de papelería (…) la mujer se voltea y sin decir nada se va.Un joven de aproximadamente 30 años sale con carpeta en mano, de igual manera se le cuestiona si sabe algo sobre el cobro que le están haciendo, este responde: “No sé de qué me hablas. No me interesa” y se aleja de las instalaciones. El abogado Daniel García, quien está esperando en el interior de la oficina, explica que normalmente los abogados le hablan a la ciudadanía sobre el Fondo Auxiliar y los costos extras del proceso.Detalló que se les dice a los clientes que por disposición del Estado a partir de marzo se cobrará por la papelería, por las copias y demás; sin embargo, recalcó, “la mayoría de la gente no se da cuenta de la situación, hasta el final del proceso, hasta que le pagan y ve que casi salió tablas”.Es decir, si todo sale bien en una demanda por despido injustificado al cliente le corresponden, como ejemplo, de 7 mil a 8 mil pesos. De ese recurso, se le pagan los honorarios al abogado, que van desde el 30, 40 y hasta el 50 por ciento, según lo hayan acordado. Sin embargo, ahora con el Fondo Auxiliar, es entre el 15 y el 20% del recurso ganado, lo que se destina al pago de papelería y los trámites.

“Entre el 15 al 20 por ciento de la papelería es lo que se paga, aunado al tiempo que las personas que tienen que estar perdiendo porque no pueden estar llamando constantemente”, remarcó el abogado.Recalcó que prefiere dejarle bien en claro a sus clientes de lo que se trata la nueva disposición del Gobierno de Tamaulipas, “porque luego la misma gente piensa que uno se está pasando o piensa que uno se quiere pasar de listo con ellos. No es así y ellos tienen que estar conscientes”.Aprovechó para exhortar a la ciudadanía para que se informe, porque dice que así como hay abogados que son honestos y su trabajo habla bien de ellos, hay otros que viven de estafar a la ciudadanía, “que solamente quieren hacerse de recursos defraudando”.