Darán de baja a "polis" por una desaparición

La Procuraduría de Justicia les integra una segunda carpeta judicial por el homicidio, por el que podrían alcanzar hasta 60 años de prisión. 
Los elementos confesaron que dejaron el cadáver en una brecha.
Los elementos confesaron que dejaron el cadáver en una brecha. (Archivo)

Monterrey

La Comisión de Honor y Justicia de la Fuerza Civil prepara el cese fulminante de los cuatro policías que privaron de la vida a un soldador del municipio de San Nicolás, por lo que será en las próximas horas cuando dejen de ser considerados como servidores públicos
estatales.

La baja de los policías Juan Carlos Serrato Linares, Juan Antonio Mejía García, Luis Fernando Romo Alcántara y Édwin Gerardo Torres Rubio se retrasó por el trámite administrativo que deben seguir en la corporación policiaca, donde laboraron hasta el transcurso del fin de semana, cuando fueron detenidos.

Trascendió que para complementar la destitución de los uniformados, los representantes de dicha comisión sólo esperan los informes oficiales de la Procuraduría de Justicia que les integra una carpeta judicial en la que quedaron vinculados a proceso por desaparición forzada de persona y delitos cometidos por servidores públicos.

Además, de la investigación que les inició por el homicidio calificado de José Hebert Carranza Flores, de 32 años de edad, quien murió asesinado a golpes el pasado 31 de mayo y ellos se deshicieron del cuerpo en una brecha del municipio de Guadalupe, donde fue descubierto el 8 de junio.

La madre del soldador es la principal testigo de los hechos que protagonizaron Serrato Linares y sus cómplices, quienes se encuentran recluidos en el Cereso de Cadereyta.

Mientras los funcionarios de la Fuerza Civil preparan el cese, la Procuraduría de Justicia les integra una segunda carpeta judicial por el homicidio, por el que podrían alcanzar hasta 60 años de prisión.