Dan de alta al hombre “más gordo del mundo”

A punto de dejar el hospital donde fue sometido a una cirugía bariátrica, Andrés Moreno anunció que hará una fundación en apoyo a personas con obesidad
Andrés agradece el apoyo de la gente en su lucha. Llegó a pesar 444 kilos de peso.
Andrés agradece el apoyo de la gente en su lucha. Llegó a pesar 444 kilos de peso. (Patricia Ramírez)

Guadalajara

Andrés Moreno, quien fuera el hombre “más gordo del mundo” recibió este lunes su alta médica tras ser sometido a una cirugía bariátrica a fin de que pueda perder el exceso de peso.

A punto de dejar el Hospital Arboledas, en Zapopan, Jalisco, donde fue intervenido, el sonorense agradeció el apoyo de la gente en su lucha contra la obesidad, y anunció que hará una  fundación en apoyo a personas que sufren esta  enfermedad. Que en su caso lo llevó a pesar 444 kilos de peso y recibir el título del hombre “más gordo del mundo”. 

“Yo había pensado en la muerte, y tenía miedo de morir en mi propio cuerpo atrapado”, dice. Un primo lo llevó con el doctor José Antonio Castañeda Cruz, director de la Unidad Gastric Bypass en Guadalajara, quien le ofreció la alternativa de la operación de cruce duodenal, para reducir 70 por ciento de su estómago. “El doctor ya no me dejó solo, como otros doctores que nomás me decían que sí pero me dejaban solo y este doctor Castañeda mis respetos. Es un angelote que Dios me mandó, no me dejó solo”, repite agradecido y con notorio buen ánimo.

Andrés Moreno padeció sobrepeso desde bebé y hoy a sus 38 años –que cumplió en el hospital el pasado 30 de octubre- afirma que empieza una nueva vida, en la que desea apoyar a otras personas con obesidad. “Mis planes… abrir una fundación y organizarnos para hacer una caminata el próximo año contra la obesidad”, apunta decidido, mostrando la camiseta de las Chivas, autografiada por los miembros de este equipo de futbol, la cual espera portar en dicha carrera, cuando habrá perdido peso. Su fundación, se llamará San Andrés, adelanta.

Para el doctor Castañeda, la respuesta de Andrés a la cirugía no pudo ser mejor. 

“Hoy se va Andrés. Lo que viene es el seguimiento psicológico y nutricional que debe tener en Sonora, el psicológico mucho muy importante y va a tener que regresar cada tres meses a Guadalajara para evaluar estado, muestras de sangre, cómo va perdiendo peso… se hicieron pruebas todo va muy bien, ya van bastantes días en que lo tuvimos bajo vigilancia y no se presentó ninguna complicación”, apuntó el especialista.  

El primer mes, la dieta de Moreno pasará de sólo líquidos a papillas, alimento blando y al final algo sólido. Serán días duros, adelanta el médico. El paciente no será pesado antes de salir del hospital, sino a los tres meses cuando será visible la primera pérdida de peso.

“Los resultados no son inmediatos, se ven hasta los primeros tres meses y resultados definitivos hasta el año… llegará entre 75  y 80 kilos”, recordó.

Andrés fue operado el miércoles 28 y se incorporó este lunes con ayuda, pero no aún no podrá caminar. En las próximas dos semanas irá en aumento su movilidad, con pronóstico muy halagüeño.

Y aún desde la cama, ya son muchas las personas inspiradas por la historia de este ex policía, a quien dieron de baja al llegar a los 200 kilos. A las que sufren como obesidad les pide no rendirse.

“Busquen ayuda profesional, que no se automediquen… mil bendiciones gente gordita, échenle ganas que sí se puede”.

Andrés estará algunos días en Guadalajara antes de partir a Ciudad Obregón, donde lo esperan su madre, que no pudo viajar por encontrarse enferma, familiares y amigos.