Continúan con incertidumbre locatarios del Mercado Juárez

Los comerciantes mantuvieron una reunión con el alcalde de Tlaquepaque, sin embargo no están conformes con el plazo que se les dio para llegar a un consenso.  

Guadalajara

Locatarios del Mercado Juárez, en Tlaquepaque, continúan con incertidumbre y desconfianza, pese a que el pasado miércoles mantuvieron una reunión con el alcalde Alfredo Barba Mariscal, pues no ven con agrado el plazo que dio el primer edil para llegar a un consenso, que de no ser así daría inicio con los planes para demoler el edificio.

Los locatarios afirman que el presidente municipal propone una situación ante ellos y otra  ante los medios de comunicación en el que no descarta demoler el Mercado Juárez para dar inicio a la construcción de un nuevo edificio a través de las Asociaciones Público Privadas (APP`s). 

“El presidente admitió que el mercado no estaba en malas condiciones, que si bien no cumplía la norma del 85, no estaba en malas condiciones, no estaba a punto de colapsarse (…) Entonces se concluyó de que de común acuerdo que íbamos a buscar otra alternativa dentro de lo que cabía, el financiamiento por parte del gobierno del estado, el de la federación o la iniciativa privada, ahora no va ser necesaria una APP’s como él lo sugería”, contó Salvador Nuño, vicepresidente de la Unión de Locatarios.

Los comerciantes indicaron que desde la mitad de semana se instalaron nuevas mesas de diálogo en las que participarán el secretario general del Ayuntamiento, Jesús Elías Navarro, el síndico municipal, Ernesto Meza Tejeda y los regidores del Ayuntamiento.

Será en los diálogos en los que los vendedores presentarán propuestas de inversionistas privados interesados en modernizar el mercado sin demolerlo con el objetivo de obtener ganancias a través del estacionamiento.

Se prevé una reunión para este lunes entre autoridades y vendedores del mercado. La condición de los locatarios para asistir es que se les cobre la cuota por utilizar espacios en el inmueble, pues desde varias semanas el gobierno municipal no los recauda por fallas en el sistema.

“Ellos argumentan que se calló el sistema, una serie de cosas, pero ya tienen más de un mes que no han querido cobrar las cuotas. Hay gente que si se ha atrasado pero se está atrasando más. Y todo porque ya no quieren cobrar. Es una estrategia para la hora del desalojo para tener un pretexto”, indicó el representante, Salvado Nuño.