Continúa retraso de puente en Guadalupe

Se había prometido para abril, pero la construcción no está completa.
Se invierten 84 millones de pesos.
Se invierten 84 millones de pesos. (Raúl Palacios)

Guadalupe

El retraso del puente deprimido de Eloy Cavazos y Las Américas, en la zona de La Pastora, continúa.

Primero se había informado que sería en febrero cuando serían terminadas las labores de construcción, después se manejó que para marzo, posteriormente se puso como fecha abril, pero llegó mayo y la obra continúa en construcción.

En febrero pasado, la responsable de la constructora Pavimentos, Caminos y Compactaciones, SA de CV, (Paccsa), detectó y se topó con una válvula de gas de alta presión, de seis pulgadas, que fue reubicada por seguridad, bajo un procedimiento y norma establecida por Petróleos Mexicanos.

Un mes después, Francisco de la Cruz, encargado de la obra de la constructora, dijo que la válvula que da cobertura y el servicio a las colonias del sector de La Pastora y el Contry podría retrasar hasta abril la apertura del puente deprimido... pero ya en mayo la demora se ha prolongado.

En  un recorrido, un grupo de trabajadores labora regularmente a marchas forzadas para continuar con las obras de construcción de la obra pública.

“Podría ser a mediados de abril (concluirán las obras), pero está muy complicado, hay que reubicar las válvulas y que posteriormente ya no vayan a estorbar, ahorita estamos trabajando en eso, y reubicar estas válvulas de alta presión... Sí nos ha detenido”, dijo el 3 de marzo la compañía constructora.

Aunque la obra lleva un avance importante, aunque el municipio no ha informado sobre ello, las obras continúan en construcción, pese a que se realizó la reubicación de la válvula de gas de alta presión.

El 12 de enero pasado, el alcalde César Garza anunció durante la apertura del segundo puente gemelo, que el puente deprimido estaría la primera semana de febrero.

El proyecto está incluido dentro de las obras estratégicas del municipio de Guadalupe, que  se comprometió a realizar en el contexto de la construcción y desarrollo del nuevo estadio de futbol del Club Monterrey.

El municipio proyectó una inversión total de la obra por un monto de 84 millones de pesos, provenientes del Fondo Metropolitano del ejercicio 2013.