Conectividad ferroviaria, prioridad de la AISTAC

Con la reforma energética, el movimiento de carga será tal que seconvertirá en un cuello de botella, advierte Carlos Flores Villanueva.
Actividad ferroviaria.
Actividad ferroviaria. (Milenio Digital)

Tampico

Los temas ferroviario, energético y ecológico son las asignaturas que tiene Carlos Flores Villanueva, nuevo presidente de la Asociación de Industriales del Sur de Tamaulipas AC.

El sucesor de Alejandro Llovera Zambrano, quien ocupará el citado cargo hasta 2017, comentó que en el tema ferroviario se requieren socios muy fuertes para que inviertan en infraestructura.

"Hay que buscar rutas nuevas, hay que hacer caminos y trayectorias nuevas. La infraestructura ferroviaria data de hace muchos años, y las empresas que tienen las concesiones –Kansas City Southern y Ferromex- no se han decidido a invertir.

"Están mejorando su equipamiento móvil, no tanto de vías, no de infraestructura. Es un proceso que tarde o temprano se dará. El movimiento de carga en México con la reforma energética podría llegar a ser tal que será un cuello de botella el tema del transporte".

Afirmó que Grupo Alfa, para la cual labora el también director de Petrotemex en Altamira, cuenta con una empresa en Cosoleacaque, Veracruz, misma que tiene un gran problema para la salida de producto por ferrovía.

"Con el arranque del proyecto Etileno XXI, se estima que las compañías socias como son mover hasta 2 mil furgones más mensualmente para llevar el producto que es el polietileno a sus clientes, y si ahora es un problema, ¿qué pasará cuando arranque esa planta?

"Tenemos débitos en cuanto a conectividad; por ejemplo, si queremos mover producto por ferrocarril o por carretera hacia el centro de la República o al sur se nos dificulta mucho. Las cargas tardan mucho en llegar, hay restricciones de peso, por las vías, por las trayectorias. Tenemos que seguir gestionando y trabajando con las autoridades en ese sentido".

En lo que toca al tema energético, puntualizó que toda industria debe estar preparada con respecto a la necesidad de energía eléctrica.

"Los sistemas de distribución de CFE no son suficientes para los 20 mil megawatts adicionales proyectados para los próximos cinco años. Pido permiso para una planta de cogeneración, y me quiero conectar a la red... 'Ah, lo siento, no hay capacidad de la red. Si quieres te puedes conectar, pero debes llevar tu conexión hasta Tuxpan', con lo que se hace inviable el proyecto.

"Hemos hablado con CFE, están trabajando en ello, traen proyectos. En dos años estiman que puedan mejorar parte de la infraestructura, ojalá que así sea".

En el tema ecológico, Flores Villanueva opina que la AISTAC está marcando, junto con las autoridades, una nueva forma de hacer las cosas, donde las autoridades, la industria, la ciudadanía y la sociedad en general son socios para tratar de hacer mejor las cosas. Falta mucho, pero es un ejemplo de que pueden hacerse bien.

"En el tema ambiental, hoy en día nos falta sumarnos a este esfuerzo, si bien la mayoría de las empresas reportan al ámbito federal porque están inscritas federalmente. Sin embargo, tenemos la obligación y la responsabilidad de trabajar junto con el estado.

"Me gustó mucho una posibilidad que me mencionó Humberto René Salinas Treviño, secretario de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente de Tamaulipas, a su vez idea del gobernador Egidio Torre Cantú, de que tratarán de unificar plataformas, para que de una vez se reporte tanto estatal como federalmente".

Afirmó que dichos procesos toman mucho esfuerzo, porque estar vaciando información en el sitio web de la secretaría a veces lleva días de trabajo, no es tan fácil. Por eso algunas empresas se resisten a inscribirse en el programa estatal.

"Le veo muchas ventajas al programa voluntario, es una auditoría muy amigable. No vienen a tu empresa y te cuestionan, sino que te invitan a que vacíes tus datos en un formato".

Destacó el tema de seguir insistiendo para que en México se invierta para generar las materias primas de las industrias del corredor.

"No tenemos materias primas, todas las importamos, tanto el paraxileno como el cloruro de vinilo, el propileno. Muchas de las empresas importan sus materias primas, el etanol, el ácido ascético. Esto genera costos adicionales y perdemos competitividad.

"Ojalá que México fuera capaz de seguir impulsando el crecimiento de la industria química, que es un tema muy importante. En México, la industria química llegó a ser el 20 por ciento del Producto Interno Bruto en los años 80; hace dos años llegó a ser el 1.2 por ciento".