Comapa asume obra por lentitud de Pemex

Buscan construir cárcamo que evitará que se tiren 900 litros por segundo del líquido contaminante al río Pánuco.
Pemex prometió tratar las aguas negras y no ha podido hacerlo.
Pemex prometió tratar las aguas negras y no ha podido hacerlo. (José Luis Tapia)

Tampico

La Comapa gestionará 150 millones de pesos ante la Conagua y el gobierno de Tamaulipas para construir un cárcamo, el cual evitará que se tiren 900 litros por segundo de aguas negras al río Pánuco por culpa de Pemex, quien prometió tratarla desde hace 7 años y no ha podido hacerlo.

Francisco Bolado Laurents, gerente general de Comapa, informó que hay un proyecto para llevarse el agua negra que condujeron hacia la Refinería Francisco I. Madero, a petición de Petróleos Mexicanos, y que la propia paraestatal no ha podido tratar a pesar “de que tenía un compromiso con el estado”.

“Estamos en la búsqueda del proyecto para hacer los recursos ante la Comisión Nacional del Agua (Conagua). Hay programas de APASU (Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento de zonas Urbanas) y hay un programa para planta de tratamiento de aguas negras y vamos a hacer un recurso para hacer esta línea de conducción, que más o menos cuesta 150 millones de pesos”.

Recalcó que se trata de “una inversión bastante fuerte” porque se necesita un cárcamo y son ocho kilómetros de longitud que van a llevar el agua desde la Refinería Francisco I. Madero hasta la planta de tratamiento de Tierra Negra, lo que es fundamental para terminar con el tema de esos 900 litros por segundo de agua que no se están tratando.

Detalló el titular de la Comapa en la zona conurbada que han tenido diversas reuniones con las autoridades de la paraestatal pero no ha podido hacer nada al respecto, pues “Pemex tiene un problema contractual con la empresa constructora (de una planta tratadora de aguas residuales dentro de la refinería) y esa es la situación, pero sí, nosotros estamos perdiendo mucho tiempo”.

En este momento el proyecto ejecutivo de la obra está siendo analizado por el gobernador Egidio Torre Cantú, con el fin de analizar los recursos de este año por parte de la Comisión Nacional del Agua, y hacer la línea de conducción.

El gerente de la paramunicipal recapituló que fue entre los años 2005 y 2006 en que se le llevó agua a Pemex mediante líneas de conducción de agua negra con el objetivo de que dicha agua fuera tratada y usada para el proceso de limpieza de la Refinería.

“Esos 900 litros por segundo de agua ya están en la punta de la Refinería, lo que pasa es que la planta de Pemex no la han terminado desde hace siete años por una bronca, entonces toda el agua se está tirando al río Pánuco.

Ahora lo que vamos a hacer es llevarla a Tierra Negra, que son 8 kilómetros para tratar esa agua negra que es responsabilidad del gobierno del estado o de nosotros como Comapa”, declaró Francisco Bolado Laurents.