Iglesia católica retoma sencillez y humildad

Al bendecir las instalaciones Casa Villa de la Alegría en Lerdo, el Nuncio Apostólico de México, Christophe Pierre destacó que estos son los principales principios del Papa Francisco.
Apertura de Casa Villa de la Alegría para 80 niños.
Apertura de Casa Villa de la Alegría para 80 niños. (Luis Alatorre)

Lerdo, Durango

Fue abierta la Casa Villa de la Alegría que se dedicará al cuidado de los niños que sufren abandono de sus padres por litigio o cárcel, sitio que fue bendecido por el Nuncio Apostólico de México, Christophe Pierre.

Ahí afirmó que el perdón es el principio de una nueva vida y sostuvo que los principios del Papa Francisco se acatan por los párrocos de la iglesia católica en sus postulados de humildad y sencillez ante los más desprotegidos.

El recinto tendrá capacidad para albergar a 40 niños y 40 niñas, se ubica en las antiguas instalaciones del DIF en bulevar Miguel Alemán y calle Chihuahua.

Acudieron a la ceremonia el gobernador de Durango, Jorge Herrera Caldera, la presidenta del DIF Estatal, Tere Álvarez del Castillo, así como de los alcaldes de Lerdo Luis de Villa y Gómez Pacio, José Miguel Campillo.