Cenas navideñas entre 800 y mil 300 pesos

En restaurantes y hoteles de la capital poblana, el cubierto por persona para la reunión de Noche Buena cuesta en promedio entre 300 y 450 pesos

Puebla

Para la cena de Noche Buena los poblanos gastarán entre 800 y mil 300 pesos, según el platillo que elijan y el número de integrantes en la familia.
A través de internet es posible encontrar anuncios donde se ofrece una diversidad de paquetes para la cena navideña que incluyen desde platillos básicos como ensaladas y una pasta, hasta los más elaborados como piernas al horno, adobadas o bacalao a la vizcaína, aunque los banquetes debieron solicitarse con cinco días de anticipación.
Comerciantes de la red ofrecen chiles navideños rellenos de queso o de atún desde 13 pesos, tortas de camarón con romeritos a 150 pesos por kilogramo, o el bacalao a la vizcaína en 250 pesos el kilo.
Banquetes más completos se ofrecen desde los 980 pesos que incluyen tallarines o spaguetti a la crema (1kg), puré de papa (1kg), pierna al vino blanco o adobada (5kg) y rajas caseras que pueden ser llevados a domicilio con cobertura para la ciudad de Puebla.
Mientras que en restaurantes y hoteles de la capital poblana, el cubierto por persona para la cena navideña oscila entre los 300 hasta 450 pesos, ya sea en servicio tipo bufet o menús preparados para la ocasión.
Algunas amas de casa aprovechan la ocasión para ofrecer platillos navideños de receta casera como chiles capeados rellenos de queso a 20 pesos la pieza o pasta a los tres quesos por 40 pesos el kilogramo.
De acuerdo con la Cámara Nacional de Comercio en Pequeño (Canacope), una cena tradicional navideña tendría un costo de 950 pesos, para cuatro personas con un platillo principal, ensalada y bebidas, aunque debe agregarse el gasto de la posada con piñata, velas, ponche de frutas y aguinaldos.
Para reducir gastos, el chef ejecutivo de la Escuela de Gastronomía de la Universidad Popular Autónoma de Puebla (UPAEP), Rodrigo Cruz Varela, dijo que la cena navideña debe ser planificada y considerar el número de comensales. El valor promedio de un banquete puede ir desde los 150 pesos, según la propuesta del menú. "En esta época se recomienda la elaboración de romeritos, bacalao a la vizcaína y ensalada de manzana".

Hoteleros esperan ocupación de 60%

Durante la Noche Buena y de fin de año, el gremio hotelero espera una ocupación mayor al 60 por ciento, principalmente en inmuebles del Centro Histórico de la ciudad.
El presidente de la Asociación Poblana de Hoteles y Moteles, Gustavo Ponce de León Tobón, informó que los establecimientos de mayor ocupación en esta temporada son lo que se ubican en el primer cuadro de la ciudad y los de cadena, que además ofrecen banquetes especiales para la celebración navideña o recibir el nuevo año.
“Aunque en esta temporada el turismo que visita Puebla también busca hospedarse con familiares, los hoteles reportan un incremento en su ocupación”, comentó.
El empresario hotelero, dijo que en el transcurso de este año los agremiados reportaron una ocupación promedio del 60 por ciento, principalmente por el turismo doméstico proveniente del Distrito Federal, Oaxaca, Veracruz, Estado de México, Querétaro, además de visitantes de negocios y por actividades deportivas.
De acuerdo con el reporte ejecutivo de DataTur, en la capital poblana existe una oferta de 6 mil 639 habitaciones disponibles para el turismo nacional y extranjero.
Puebla es la ciudad colonial con mayor número de cuartos disponibles y según el indicador de la semana del 2 al 8 de diciembre de este año, reportó un crecimiento del 3.3 por ciento en su oferta de alojamiento respecto a igual periodo del 2012.
La ocupación promedio en la capital se ubica en 65.2 por ciento con más de 4 mil 300 cuartos ocupados en el periodo referido.

Un millón de fieles visitarán iglesias la última semana

La Catedral, La Merced, Santo Domingo, El Carmen, Nuestra Señora de Guadalupe, La Compañía y Santa Mónica, templo donde se encuentra la imagen del Señor de las Maravillas, son los templos más visitados durante Navidad y Año Nuevo por los fieles católicos.
Desde el lunes y a lo largo de este 24 de diciembre, día en que se celebra la Noche Buena y la Navidad, los fieles católicos acuden a agradecer por un año más de vida y para pedir fortaleza para el año que viene.
La Arquidiócesis de Puebla estimó que más de un millón de fieles acuden a los distintos templos de la Angelópolis, tanto de la capital como de barrios y colonias, durante la última semana del año, la mayoría en familia.
El arzobispo de Puebla, Víctor Sánchez Espinosa, pidió a los fieles católicos celebrar la Navidad en familia y con espíritu de reflexión sobre las acciones realizadas en beneficio de los demás.
En el caso de la Catedral, el templo religioso más importante de la ciudad, no sólo recibe a fieles católicos, sino a la mayor parte de los turistas que llegan a Puebla. Mientras que la imagen del Señor de las Maravilla ubicada en el templo de la calle 5 de Mayo y la 18 Poniente, es la más visitada a lo largo del año.
Destacó que los fieles deben celebrar el nacimiento de Jesús de forma cristiana con la lectura de páginas de la Biblia y la asistencia a misa antes que pensar en una fiesta.
Sánchez Espinosa resaltó que este martes a las 20:00 horas, se realizará la misa de Noche Buena en la Catedral de la Angelópolis.
“Celebremos las navidad cristianamente. Ojalá el martes 24, el 24 por la noche participemos en la santa misa. Participen en sus parroquias, en sus templos. La misa en Catedral será a las 20:00 horas, después reúnanse en familia. Arrullen al Niño Dios, luego a la fiesta. Ojalá podamos celebrar una navidad en esperanza”, destacó.
El líder de la grey católica en Puebla destacó que la Navidad es la oportunidad para que los fieles se reúnan en familia y fortalezcan los valores de apoyo a los más necesitados.
“Jesús se hizo presente en la historia y su presencia fue tan importante que dividió la historia en dos tiempos, antes y después de Cristo. El señor plantó su tienda en medio de nosotros. Ojalá tengamos presente el otro nombre con que se conoce a Jesús, Emmanuel, que quiere decir, Dios con nosotros”, destacó.

Protección Civil confisca 80 kilos de explosivos

En lo que va de la temporada decembrina, el gobierno del estado a través de la Dirección de Protección Civil ha decomisado cerca de 80 kilogramos de material explosivo en los municipios de Teziutlán, Tehuacán y Huauchinango, así lo dio a conocer su titular, Jesús Morales Rodríguez.
Añadió que es poca la cantidad de cohetes que han decomisado, acción que demuestra que los ciudadanos están desistiendo de vender dichos explosivos.
“Hemos retirado una cantidad pequeña, han sido alrededor de 80 kilogramos y son tres municipios en los que hemos ido, aunque son pocos, son importantes y se seguirá trabajando en ellos”, expuso el funcionario estatal.
En entrevista, el titular de la Dirección de Protección Civil estatal indicó que en estas fechas se refuerzan los operativos al interior del estado, donde se trabaja de la mano con las coordinaciones regionales.
“Se ha intensificado a fin de disuadir la venta de cohetes, por lo que cada día son menos las personas que venden o compran este tipo de mercancía”, apuntó.
Sin embargo, Morales Rodríguez hizo un llamado a la población a no adquirir artefactos explosivos, pues recordó que la mayoría son de origen chino, los cuales resultan más peligrosos y que ponen en riesgo la seguridad de los ciudadanos.
Finalmente, el titular de la Seproci indicó que al igual que en el estado, en la capital poblana se continuarán los operativos, toda vez que el 24 de diciembre y el 31, son los días que en la ciudad hay más presencia de los cohetes.

Baja 60 por ciento la venta de piñatas

La venta de piñatas se desplomó 60 por ciento este año, debido a que cuesta casi tres salarios mínimos colgar en la garrucha una piñata rellena de fruta y dar gusto a chicos y grandes durante las tradicionales posadas.
Lo anterior fue informado por comerciantes establecidos en el mercado municipal que en la temporada incluyeron la venta de las artesanías y manifestaron que han vendido un 60 por ciento menos que en el año 2012.
Una piñata tiene un costo promedio de entre 35 y 50 pesos que “va variando de acuerdo a los tamaños y a las figuras fáciles o difíciles”, sin embargo ahí no acaba el gasto, falta el relleno “que puede ser con dulces, frutas, juguetitos económicos y combinado, pero no baja de unos 100 pesos en promedio”.
Los comerciantes de piñatas expresaron que la gente ya no acude a comprar piñatas como se hizo en años pasados, “incluso en el 2012 hubo mejor venta que en este, ¿será porque cada vez nos aprietan más la soga en el pescuezo”, dijo Guillermo Luna, ayudante de un local dentro del mercado.
Lo cierto es que los comerciantes coincidieron al hablar del desplome de las ventas: “el 24 de diciembre es la última posada y no creemos que para ese día se vayan a acabar las piñatas”.
Dijeron que la gente pide que las artesanías que elaboran con forma de piñata sean “más resistentes, para que aguanten más garrotazos y pasen mayor cantidad de niños a tratar de quebrarlas, por eso además de las ollas de barro, se les pone cartón o más periódico y así tienen más vida útil aún en el lazo”, describieron.