Amplían temporada de caza de venado cola blanca

Este 26 de enero tendría que haber cerrado la temporada, sin embargo se reprogramo hasta el 22 de febrero.
El gobierno de Tamaulipas autorizó la ampliación de la temporada de caza deportiva del venado cola blanca.
Archivo. Venado cola blanca (Especial)

Tamaulipas

La Secretaría de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente (SEDUMA) ampliará en Tamaulipas la temporada hábil de caza para la especie de venado cola blanca, hasta el 22 de febrero, cuyo cierre estaba programado al 26 de enero.

El vocal ejecutivo de la Comisión Estatal de Vida Silvestre, Alejandro Garza Peña, dijo que tras la respuesta positiva de los ciudadanos, que les gusta la cacería deportiva, los propietarios de las unidades de manejo para la conservación solicitaron una ampliación de casi un mes.

Destacó que continúan realizándose reservaciones de cazadores deportivos, interesados en la caza del venado cola blanca en ranchos de esta entidad.

Destacó que los municipios que presentan mayor actividad cinegética son Nuevo Laredo, Mier, Camargo; así como en la zona de Aldama y Soto la Marina en dónde están ubicados la mayor parte de los ranchos cinegéticos.

Garza Peña, resaltó el apoyo de personal del Ejército, que se encarga de resguardar la seguridad de los visitantes y en las carreteras. Esto genera confianza "y se refleja en mayor afluencia de cazadores, y por consiguiente una importante derrama económica para los municipios".

Precisó que a la fecha la venta de cintillos de autorización en esta temporada es de mil 574, una cantidad mayor a la temporada pasada que antes de ampliar el plazo de cierre era de mil 380.

Agregó que con la ampliación de las fechas, los cazadores deportivos podrán aprovechar el fin de semana del 20 al 22 de febrero que coincide con la fecha de la temporada de guajolote.

Explicó que quienes cuenten con los permisos correspondientes podrán cazar tres especies diferentes, ya que la temporada de guajolote abre el 20 de febrero, la del venado cierra el 22 y la de jabalí cierra hasta el 24 de mayo próximo.

El funcionario explicó que esta práctica se realiza con base en estudios de aprovechamiento que previamente tramitan los propietarios de las Unidades de Manejo para la Conservación de la Vida Silvestre (UMAS).