Bazar recolecta fondos para adultos mayores

Como ya es constumbre, La Casa del Anciano Samuel Silva, venderá ropa, zapatos, muebles, entre otras cosas y las ganancias obtenidas serán para la compra de medicamento y articulos de limpieza.
Bazar de la Casa del Anciano Samuel Silva.
Bazar de la Casa del Anciano Samuel Silva. (Haide Ambriz Padilla)

Torreón, Coahuila

La Casa del Anciano Samuel Silva, realiza su tradicional bazar los días 6, 7 y 8 de mayo para ayudarse a recaudar fondos para la manutención de 110 adultos mayores que viven aquí y no tienen nadie quien los apoye, manifestó María del Carmen Serrano Ponce de León, voluntaria con más de 20 años.

Los laguneros pueden encontrar ropa en muy buen estado, zapatos, bolsas, muebles, trastes, libros, lámparas, mascadas, pelucas, joyerías, entre otros.

La voluntaria dijo que urgen pañales, ya que en promedio se usan 250 diarios, además de medicamentos, comida, artículos de limpieza y dinero. “Son muchos gastos los que se hacen diariamente en esta asilo, se pagan impuestos, servicios públicos, se atienden a 110 personas que necesitan requerimientos especiales por su edad y enfermedades, es mucho dinero lo que se necesita”.

“Es una aportación que la gente hace, saben de nuestras necesidades y durante todos el año muchos benefactores nos regalan ropa, artículos, que vendemos en nuestros bazares”.


De los 110 personas de la tercera edad que están internados en la Casa del Anciano Samuel Silva, sólo un diez por ciento cuenta con familiares, sin embargo destacó que la familia los visita muy esporádicamente.

Resaltó que la casa se llama de los Ancianos desamparados de Santa Teresa de Jornet, porque muchos de los residentes no tienen a nadie en la vida que vea por ellos.

Resaltó la ardua labor que realiza el patronato para poder solventar los gastos mayores que se tienen con la casa, dijo que las ventas del bazar ayuda a resolver en algo los grandes gastos que tienen, sin embargo el patronato es quien se hace cargo.

Invitó a los laguneros a realizar donaciones durante todo el año a este asilo, dijo que se recibe todo tipo de artículos, dijo que la Institución está abierta a las personas de buen corazón que pretendan ayudar y escuchar a los ancianos, ya que muchos de ellos no cuentan con familiares y las visitas reconfortan su espíritu.

Son 30 voluntarias las que de manera altruista participan en las actividades que realizan, destacó que son 15 las que de manera permanente asisten al asilo de 10 de la mañana a 2 de la tarde.