Se derrumba muro de 30 metros en San Pedro

Hace 10 días, Protección Civil consideró que no había riesgo; vecina afectada denuncia presuntas irregularidades tanto de los desarrolladores, como del municipio. 

San Pedro Garza García

La madrugada de este sábado un muro de 30 metros de largo se colapsó en la colonia Del Valle, el cual colindaba con una construcción de una agencia de autos en San Pedro Garza García.

Hace apenas 10 días, personal de Protección Civil determinó que la obra en la avenida Humberto Lobo y Río Rhin no constituía un riesgo por la colocación de anclajes.

Sin embargo, a consecuencia de las lluvias registradas y los anclajes realizados al predio de la vecina Aída Pérez, que se encuentra en la calle Río Rhín, el muro cayó cerca de las 04:00.

Junto con el muro se derrumbó un pino pincel con más de 40 años y un árbol de limón. Se rompieron además varias tuberías de agua, tanto del interior como de afuera del predio particular.

Como medida de resguardo, elementos de Protección Civil acordonaron el área.

Al sitio acudieron cuadrillas de Agua y Drenaje de Monterrey para controlar las fugas, así como Gas Natural para resguardar las tuberías de hidrocarburo.

A decir de Martha Alanís, hija de la señora Aída, dueña de la casa particular, los desarrolladores no respetaron tres metros de remetimiento de la casa y los funcionarios públicos de San Pedro no atendieron su llamado hace días.

Alberto Sada Robles, representante legal de la señora Aída Pérez, indicó que al no aplicar medidas de seguridad al predio, se violó una suspensión de amparo por lo que se cae en la ilegalidad.  

“No sé qué más es necesario que pase para que actúe el municipio. Primero pedimos aplicar las medidas por los cortes de terreno y anclas y ahorita estamos viendo las consecuencias.

“Obviamente, las consecuencias también las vamos a pedir en contra de los funcionarios”, advirtió.

A decir de Sada, la licencia que se concedió sólo permitía a los desarrolladores hacer cortes de terreno con profundidades de hasta ocho metros, algo que se incumplió.

“Denunciamos que es ilegal la licencia, que se deben de respetar tres metros y el deslave que sea en propiedad de ellos, no tiene por qué un vecino sentir las repercusiones”, apuntó, “en ninguna de las dos cosas nos hicieron caso y ahora vemos las consecuencias”.

Poco después de las 09:00 del sábado, al sitio arribaron el secretario de Ayuntamiento, Bernardo Bichara Assad; el titular de Desarrollo Sustentable, Francisco Garza; así como el director de Protección Civil, Ismael Contreras.

“Estamos en ese cruce de lo técnico, lo jurídico, y el derecho a vivir en paz y en seguridad”, indicó al respecto Bernardo Bichara Assad en entrevista.

Posteriormente, vía comunicado, la administración de San Pedro se excusó en que el reglamento municipal no establece un método constructivo específico para estabilizar taludes, como es el caso de la colocación de anclajes al predio.

En su mensaje indicaron que la Dirección de Protección Civil tomó las medidas para mitigar daño mayor. Asimismo, se ordenó estabilizar el talud afectado.

“Lamentamos que un proceso legal entre particulares haya derivado en una situación de riesgo que hace unas semanas, cuando se hicieron las inspecciones correspondientes de Protección Civil y Desarrollo Sustentable, no se evidenciaba así por el proceso que entonces se llevaba a cabo de estabilización de taludes”, expuso el Ayuntamiento.

Aunque en el sitio se presentó un representante de la construcción de Rivero Linda Vista SA de CV, quien dijo llamarse Benito, no accedió a entrevista.

Grupo Rivero, dueño del predio, obtuvo una licencia de construcción el 12 de junio de 2014 para el predio en Humberto Lobo 660 esquina con Río Rhin, para edificar una agencia de autos.

De acuerdo con las autoridades municipales, Rivero Linda Vista SA de CV promovió un amparo para evitar que San Pedro suspendiera los trabajos de construcción de su obra concedido por el juez segundo de Distrito.