Mueren cabras por lluvias en el ejido Mayrán

Luis González, ganadero del lugar informó que muchos se vieron sorprendidos al encontrar un buen número de animales muertos. Un veterinario les explicó que los decesos se debieron al frío.
Ganaderos del ejido Mayran sufrieron la muerte de algunas de sus cabras debido al frío.
Ganaderos del ejido Mayrán sufrieron la muerte de algunas de sus cabras debido al frío. (Damián Ramírez Limón )

San Pedro, Coahuila

Los ganaderos del ejido Mayrán se vieron sorprendidos al encontrar un buen número de sus cabras muertas, por lo que de inmediato llamaron al veterinario, que les explicó que los decesos se debían a las bajas temperaturas que arribaron al municipio .

Luis González, ganadero del ejido señaló que en estos días que la lluvia estuvo azotando al municipio, no había la forma de cuidar bien el ganado, ya que los ganaderos tienen sus corrales a la orilla de la comunidad y por el lodazal les era imposible llegar a ellos, así que hacían las tareas más básicas como ordeñar y tratar de alejar las cabras del lodo para que no se entumieran.

Temen que haya más muertes, debido a que algunos de los animales, tienen síntomas de hipotermia.

Lamentablemente, al no poder cuidar las cabras de la mejor manera, junto con sus críos, se llevaron la sorpresa que varios animales se entumieron y murieron, indicó el ganadero que en su corral hubo más de 15 decesos, contando a cabras grandes y algunos cabritos.

Mencionó que no solo en su ganado hubo muertes, también otros ganaderos que tienen sus corrales en el monte, tuvieron decesos, señalando que aún no se contabilizan bien los cadáveres.

Comentó que temen que haya más, debido a que algunos de los animales, tienen síntomas de hipotermia, porque estuvieron mucho tiempo entre el lodo helado y bajo la lluvia, que les afectó en su sistema respiratorio.

El ganadero pidió el apoyo de las autoridades para que los ayuden con su ganado, ya que temen más muertes, para el colmo, como trabajadores de campo, piensan que pueden venir las heladas y esto puede afectar mucho más al ganado que quedó sensible de su organismo por el frío y la lluvia.