Asociaciones insisten en tipificar como delito el maltrato animal

La especialista en derecho penal, Elizabeth Castro, declaró que hay cinco estados donde ya existe una ley al respecto y en Baja California también se requiere hacerlo
En fechas recientes se han incrementado los casos de animales que sufren maltrato.
(Marilú Oviedo)

Tijuana

Que el maltrato animal se persiga de oficio para que las autoridades estén obligadas a iniciar una averiguación previa ante cualquier denuncia que presenten, ya sea los dueños de una mascota, sus vecinos o cualquier testigo, es uno de los principales aspectos que busca la Asociación de Abogados Animalistas de Tijuana.

Insisten en que se tipifique el maltrato animal como un delito y que se ajuste el reglamento sobre las condiciones en que se debe tener a una mascota, explicó en entrevista para Milenio Radio, la especialista en derecho penal, Elizabeth Castro.

"Lo que nosotros estamos proponiendo del tipo penal, es que para presentar una denuncia por este delito cuando se trate de que una persona le causa una lesión, la muerte, la agresión, la tortura a su animal, pues que sea el propio dueño quien presente la querella de manera directa. Esto para que también los dueños sean responsables cuando ejerciten una acción, sigan acudiendo a las autoridades para darle trámite y conclusión a su denuncia", explicó.

Y cuando el dueño es quien maltrata a su mascota, se debe tratar también como un delito.

"En los casos en que son animales en situación de calle o que son agraviados por sus propietarios, lo que nosotros estamos pidiendo es que ese delito se contemple de oficio", mencionó.

Declaró que hay cinco estados donde ya existe una ley al respecto y en Baja California también se requiere hacerlo. También proponen que las asociaciones civiles de protección a los animales sean reconocidas como coadyuvantes en una investigación ante el Ministerio Público.

El maltrato animal ha constituido siempre una preocupación y últimamente se han dado a conocer más casos como el de la mujer que recibió sentencia de 3 meses de prisión y una multa de más de 3 mil pesos por daños a propiedad ajena, al haber matado a unos gatos que estaban dentro de una casa, en presencia de los niños que eran sus dueños.