Arrecia Guadalajara operativos vs bares

El ayuntamiento y la policía tapatía han clausurado en promedio cuatro establecimientos al mes durante los últimos cinco meses.

Guadalajara

El Ayuntamiento de Guadalajara ha emprendido durante los últimos cinco meses una serie de operativos, especialmente el fin de semana contra antros y bares ‘rebeldes’ en los que la presencia de droga y menores consumiendo alcohol es el común denominador.

Y es que varios centros nocturnos de la ciudad no solo incumplen con los reglamentos municipales y de protección civil, sino que también cometen delitos al encontrarse en el interior la venta de droga por parte de narcomenudistas, quienes han encontrado en estos sitios de manera histórica el lugar ideal para la venta de su mercancía. Pero además se ha vuelto frecuente la permisividad de la venta de bebidas alcohólicas a menores de edad.

De acuerdo a datos de la Comisaría de Seguridad del Ayuntamiento tapatío, los operativos realizados por la policía tapatía, junto con la Dirección de Inspección y Vigilancia, ha dado como resultado alrededor de 20 bares clausurados de diciembre a la fecha, un promedio de cuatro por mes.

En la mayoría se ha detectado la comercialización de todo tipo de droga, principalmente cocaína, mariguana y pastillas psicotrópicas, tras la intervención de las autoridades han sido aseguradas: más de 259 dosis de cocaína, cien pastillas elaboradas a base de drogas sintéticas como el éxtasis, así como diversas cantidades de mariguana y 15 bolsas de plástico pequeñas que contenían residuos de alguna droga sintética.

Muchos de los negocios clausurados operaban con licencias vencidas al no liquidar o sin medidas de seguridad para los clientes que los visitan.

La mayoría de las acciones emprendidas por las autoridades tapatías se basan en denuncias ciudadanas a decir de la versión oficial proporcionada por la Comisaría de Seguridad, donde clientes o vecinos de estos lugares señalan establecimientos que operan de manera irregular.

Tres de los centros nocturnos han reincidido en la apertura de los negocios, pese a las irregularidades encontradas: el bar Aloha, al que clausuraron por primera vez el 11 de diciembre del añospasado, por encontrarse a menores de edad consumiendo bebidas alcohólicas, así como la localización de 15 bolsas de plástico pequeñas con residuos de droga.

La segunda ocasión fue el pasado 23 de abril, cuando las autoridades encontraron de nuevo la venta de estupefacientes consistentes en: siete envoltorios de cocaína y tres pastillas psicotrópicas.

Otro es el Bar Américas, la primera vez fue clausurado el 27 de febrero pasado, en López Mateos y Américas; sin embargo, éste cambió de sede y cometió las mismas faltas, por lo que se le aplicó una segunda clausura el pasado 7 de mayo,  en Chapultepec y Mexicaltzingo. 

Entre la noche del viernes y madrugada de ayer, se clausuró por segunda ocasión el KinKin, esta vez porque dos sujetos fueron sorprendidos al momento de intentar vaciar diversas dosis de droga en los retretes. Los responsables fueron aprehendidos.

También fueron clausurados el 17 Street Bar, en avenida Gobernador Curiel y Pedro García Conde, y el Santas Alitas, en Francisco Vázquez Coronado y Paraguay, en Jardines de la Cruz, ambos por menores ingiriendo bebidas embriagantes, y el último también por operar con la licencia vencida.

Operativos

La venta de droga y de bebidas alcohólicas a menores y la carencia de permisos municipales son el común denominador

Tres bares han reincidido y abrieron pese a la clausura aplicada por el ayuntamiento

Cerca de 20 bares y cantinas han sido clausurados



[Dé clic sobre la imagen para ampliar]