En Santa Fe se harán derrumbes controlados y cortes al cerro

Los trabajos incluyen derrumbes controlados para frenar deslizamientos: Protección Civil del DF.
La torre de la empresa American Tower en la zona de deslaves en Santa Fe.
(Cuartoscuro)

México

Las obras de mitigación del talud desgajado en Santa Fe se trabajarán en tres frentes, que incluyen derrumbes controlados y cortes al cerro para frenar los deslizamientos de tierra.

El secretario de Protección Civil del Distrito Federal, Fausto Lugo García, explicó que la primera intervención se realizará en la zona colindante al predio de Tamaulipas 250, donde se tiene que tirar una parte de la inestabilidad para después “rebanar” el cerro con un corte redondeado y hacerle una cobertura.

El siguiente paso es tirar el punto donde está ubicado un prisma vertical, porque incluso, según el funcionario capitalino, con una lluvia intensa puede sufrir un colapso.

Y finalmente, tras culminar todo el proceso administrativo y legal, demoler las construcciones de Altavista 111 y retirar la antena de Nextel, para hacer un corte de 45 grados del cerro, donde actualmente el talud es de 90 grados.

“Nosotros vamos a estar para observar, para vigilar que ninguno de los que esté trabajando o que forme parte de los vecinos o de los ciudadanos corran algún riesgo en la elaboración, en la ejecución de esas medidas”, comentó Lugo García.

El secretario de Protección Civil comentó que después de realizar las acciones de mitigación, el trabajo continuará con la estabilización del talud, que consiste en poner dentro de las instalaciones de los edificios de Vista del Campo un sistema de captación de agua para evitar filtraciones; además, se colocarán anclas y una malla en la zona afectada.

“Esos ya son trabajos que tendrá que haber en un proyecto ejecutivo que tomará mucho más tiempo”, puntualizó.

Dijo que a partir de ayer comenzaron los trabajos de mitigación que no requieren maquinaria pesada, que consisten en el vaciado de cisternas de los edificios que se evacuaron y de la casa en riesgo, retirar la hierba, escombrar la corona del talud y cortar algunos árboles.

Aclaró que los primeros estudios de la zona ya concluyeron, por lo que se dio autorización para que inicien los trabajos. 

En cuanto a la demolición de la casa, mencionó que es probable que sea paulatina, porque hay secciones que están “volando”

“Ahí el trabajo es muy fino, se tiene que hacer incluso no con maquinaria pesada. El inicio  tiene que realizarse poco a poco con la demolición de las secciones que ya están fracturadas”, destacó.

Los tiempos de ejecución van a depender del comportamiento que tengan los mismos trabajos de mitigación.

Agregó que por el momento no es posible que los vecinos desalojados regresen a sus viviendas en tanto no concluyan las obras.

TRABAJO MILLONARIO

El jefe de Gobierno del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, dijo, sin precisar una cifra, que el costo de los trabajos de mitigación en Santa Fe será millonario.

“Nosotros calculamos —de inicio— que se puede hablar de millones, pero no tengo la cifra. No les quisiera dar una cantidad aventurada, pero esto lo va a hacer ahora la parte privada que está ahí en el predio de Tamaulipas”, puntualizó.

En entrevista en el Zócalo capitalino, explicó que se tiene que terminar un estudio a profundidad del cerro, pero por lo pronto se dio prioridad a estabilizar el talud y a conocer sus condiciones estructurales.

Dijo que a partir de que avancen las obras con maquinaria pesada, se podrá empezar a calcular cuándo podrán regresar los vecinos a sus domicilios.

Entrevistados por separado, vecinos del fraccionamiento Vista del Campo aseguraron que no están dispuestos a pagar por las afectaciones ocasionadas por el derrumbe de una parte del cerro donde se ubica el conjunto residencial.

El pasado martes, el Gobierno del Distrito Federal dio a conocer que una parte de los trabajos de mitigación correría a cuenta de los habitantes de la zona; sin embargo, señalaron que la última información que tienen es que la misma administración capitalina se encargaría de los costos.

Además, mencionaron que continúan en curso los estudios de mecánica de suelo para determinar las acciones para remediar el derrumbe.



[Dé clic sobre la imagen para ampliar]