Aplican sanciones por maltrato animal en Vallarta

Durante enero se atendieron diversos reportes en todo el municipio, únicamente en cuatro casos hubo que asegurar a las mascotas de manera precautoria.
El tener amarradas a las mascotas por mucho tiempo puede ser considerado como maltrato animal.
El tener amarradas a las mascotas por mucho tiempo puede ser considerado como maltrato animal. (Guillermo Gómez Pastén)

Puerto Vallarta

El Centro de Acopio Animal de Puerto Vallarta, en atención a las denuncias y reportes ciudadanos por casos de maltrato, ha emprendido procedimientos que ya han derivado en sanciones.

Guadalupe Dávalos, jefa de la dependencia municipal, explicó que se acude al domicilio o punto que es motivo de la denuncia para constatar el hecho, se dialoga con los propietarios y se les entrega un apercibimiento en el que se deja constancia de las modificaciones que deben realizar en un tiempo determinado y posteriormente se verifica que éstas se hayan llevado a cabo para garantizar el bienestar de las mascotas.

Durante enero se atendieron diversos reportes en todo el municipio en los cuales se encontró en la mayoría de ellos buena respuesta de los propietarios para seguir las observaciones realizadas y tener en mejores condiciones a sus perros y gatos.

Únicamente en cuatro casos hubo que asegurar a las mascotas de manera precautoria hasta que sus dueños pudieran comprobar que se hicieron las modificaciones para su cuidado.

Incluso en uno de los casos, los vecinos se mostraron interesados e invitaron al centro de Acopio Animal para que les ofreciera una plática en torno a las obligaciones de las personas que tienen una mascota, ya que “la protección de los animales comienza dentro de la casa y debe de estar su dueño al tanto de lo que el animalito está haciendo, tanto de sus necesidades también”.

Subrayó que si el dueño no cumple con las observaciones que se le dan en el apercibimiento, se aplican sanciones que son calificadas por el Juez Municipal y en este mes ya hay al menos dos casos que no fueron atendidos por los propietarios y recibieron este tipo de amonestación.

Detalló que entre las acciones que pueden considerarse como maltrato animal, se encuentra el tener amarradas a las mascotas por mucho tiempo, que el lugar en el que se encuentren sea muy pequeño para ellos, que no cuenten con sombra para protegerse de los rayos del sol, que no tengan todas sus vacunas y no se les brinde la atención que requieren en caso de enfermedad, cuidado o alimentación.

“Si un propietario teniendo los medios le niega a su mascota la atención es una forma de maltrato y es motivo de sanción”.

El Centro de Acopio Animal tiene programados dos talleres de capacitación, el próximo jueves 13, a las 7:30 de la tarde en la presidencia municipal. El primero para los voluntarios del Centro de Acopio Animal, a través del cual conocerán los procedimientos de intervención de los protectores de animales en este tipo de situaciones.

El segundo es para los médicos veterinarios, sobre la importancia de su papel dentro de los procedimientos de denuncia por maltrato, cómo pueden notificar una situación así y cómo sustentar un caso de maltrato.